Estadio Akron GuadalajaraEstadio Akron, Guadalajara.

El partido de fútbol entre los dos equipos más populares de México, América y Chivas de Guadalajara, contará con aficionados en las tribunas en medio de la pandemia de covid-19, lo que generó una fuerte polémica en el país.

 

El Estadio Akron, ubicado en el estado de Jalisco, contará con 15 % de su aforo habitual (alrededor de 6.000 personas), siguiendo un protocolo de medidas de higiene y distanciamiento en las gradas.

 

La petición para recibir público fue realizada por la directiva del equipo de Chivas de Guadalajara, que enfrentará a su máximo rival en el clásico del balompié mexicano en un juego de cuartos de final, y aprobada por el Gobierno de Jalisco, pese a que la entidad se encuentra en semáforo preventivo naranja ante el riesgo de contagio por coronavirus.

 

Noticias relacionadas

El gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, quien ha sido uno de los mayores críticos de la estrategia federal para contener la pandemia, se pronunció a favor de realizar el encuentro con público en las gradas. "Tenemos que aprender a vivir en una nueva normalidad, sin estar encerrados, pero con protocolos estrictos para reducir riesgos y contagios. Este es un importante mensaje sobre un modelo piloto en estadios con espacios abiertos a un 15 % de capacidad", señaló Alfaro, durante una reunión en la que se analizó un programa piloto para reabrir los espectáculos masivos.

 

Sin embargo, la iniciativa de las autoridades de Jalisco contrastó con la postura del Gobierno federal. En este sentido, Ricardo Cortés, director de promoción de la Secretaría de Salud, recomendó disputar el partido a puerta cerrada y recordó que el acuerdo entre el Gobierno federal y la LigaMX es que no habría público en los estadios mientras exista semáforo rojo o naranja.

 

"Jalisco está en naranja. En rojo o naranja, lo que hemos operado con la Liga y con el resto de los equipos es juegos a puerta cerrada", dijo el funcionario federal en entrevista con TDUN. El actual torneo de futbol mexicano reunirá por vez primera en una fase de postemporada a los considerados cuatro grades equipos del balompié azteca: Chivas, América, Cruz Azul y Pumas.