Carolina Píparo e Ignacio Buzzali, persecución de motochorros, CANAL 26Caso Píparo.

Carolina Píparo denunció ser víctima de motochorros en La Plata, otra vez, previamente al choque que derivó en el atropello de personas. Por estas horas, se dieron a conocer los audios de sus llamadas al 911 y el video de la persecución de las tres motos al vehículo que manejaba su marido Ignacio Buzzali.

 

Ocurrió a las 2.11 del 1 de enero, cuando Píparo denunció que los 6 delincuentes se movilizaban en tres motos. El audio muestra su desesperación.

 

-Hola.

-¿911?

Noticias relacionadas

-Sí, la Policía. ¿Cuál es su emergencia?

-Sí, te habla Carolina Píparo, me acaban de robar seis motochorros en 47 1015, de La Plata.

-¿En La Plata, en qué calle?

-47 1015.

-47 1015, ¿entre qué calle y qué calle sería?

-15 y 16.

-¿Hay alguien herido, la lastimaron?

-No, ya llamaron igual. Es increíble la cantidad que tiempo que tardan.

-¿Seis motochorros?

-Seis motochorros.

-¿En cuántas motos están?

-En tres motos, con un revólver.

-¿Alguna descripción tiene de ellos? ¿Cuál es la moto? ¿Algo?

-No, no sé (llora).

-¿Para dónde fueron?

-Vinieron para 47, para donde es mano siguieron.

-¿Por 47 para?

-Sí, para el centro, para el lado de 15.

-Corto y lo transmito.

El hecho sufrido por Píparo y su esposo recordó a aquella fatídica mañana del 29 de julio de 2010, cuando la balearon en una salidera bancaria, embarazada de nueve meses, y perdió a su hijo, Isidro, en La Plata.

 

El entorno de la legisladora narró que Carolina hizo tres llamados a la Policía. Minutos antes le habían robado su celular iPhone, que aparecería horas más tarde en Berisso, y unos 20 mil pesos, cuando fue con su marido, Ignacio Buzali, a llevar a sus suegros a su casa, en 47 entre 15 y 16, después de los festejos de Año Nuevo.

 

Tras la comunicación al 911, un patrullero llegó a la puerta de la casa de los suegros de la diputada donde los policías labraron un acta y le indicaron al matrimonio que fueran a hacer la denuncia a la comisaría 1era. de La Plata.

 

Fue entonces cuando en el camino a la seccional ubicada en 53 y 10, Buzali y Píparo se cruzaron con los presuntos sospechosos. El marido de la diputada comenzó a seguirlos y la mujer llamó otra vez al 911 para pasarle la ubicación a la Policía. En los videos se ve que el Fiat 500 sigue varias cuadras a tres motos sin patentes, espejos y dos de ellas sin luces en las que iban seis personas sin casco.

Píparo relató que en calle 21 entre 38 y 39 se sintieron “encerrados” por unas motos y, al intentar escapar, chocaron con uno de los vehículos. Ese momento no quedó registrado por las cámaras.

 

En la segunda persecución, esta vez de cuatro motos que seguían al auto conducido por Buzali, parece tratarse de motos distintas a los de la primera persecución, con luces, patentes y sus tripulantes usando cascos. Así lo muestran las imágenes del video.

 

Con profundo miedo, Píparo dijo a Clarín: “Nosotros huimos porque nos mataban”, “Fuimos a un control policial para decir lo que había pasado. Los de las motos se bajaron a golpearnos el auto”. 

 

Finalmente, el auto paró en un control policial en Plaza Moreno, hasta donde los siguieron los motociclistas. Por el choque, resultaron heridos Luis Lavalle (23) y su acompañante, de 17 años: "Venía por la calle 21 y doblé para la calle 39. Yo iba atrás de todas las motos, volteé a ver quién venía y había un auto atrás mío, que era el de Píparo. Ahí me embistió y me voló de la moto", señaló Lavalle este domingo en diálogo con C5N. Y denunció que su vehículo fue arrastrado cuatro cuadras por el Fiat 500.

 

Tras conocerse todos estos detalles, la fiscal sigue con la investigación del robo. Aguarda los resultados de distintas pruebas, entre ellas del test de alcoholemia, para determinar si imputa o no al esposo de la mujer por haber atropellado a los dos motociclistas. Lo cierto que el video y los audios también se suman como pruebas.