Lionel Messi, Barcelona, Fútbol Español, Reuters.Por Teo Coquet

Con una versión premium de Lionel, Barcelona bailó en territorio ajeno al Granada y se posicionó como tercero en la tabla de la Liga Española.

 

El 4-0 en la región andaluz abre un nuevo debate: ¿Empiezan a funcionar las cosas en el Barcelona de Ronald Koeman? ¿Messi vuelve a ser el de siempre? Fueron dos goles de Antoine Griezmann y otro doblete de Lionel Messi, que sorpresivamente fue uno de los cambios en el minuto 65 del encuentro.

 

Se amigó con su fútbol. En el comienzo del 2021 los registros del 10 argentino pintan muy bien: 4 goles y 1 asistencia en 3 partidos que disputó. Si ampliamos la vara y tomamos en cuenta sus últimos 5 encuentros, son 6 goles y 2 pases gol. Gritó uno ante Valencia por la Jornada 14. También lo hizo frente a Valladolid, donde además supo asistir. Frente a Huesca brindó el pase gol del único tanto de aquel cotejo. Y en las últimas dos fechas, visitando al Athletic y al Granada, selló dos dobletes. Todas las estadísticas anotadas posicionan a Leo en su habitat natural: ser el Pichichi actual del certamen español con 11 gritos. Todo en orden dentro de su oficina.

 

Noticias relacionadas

 

En la función de hoy, se asoció con Antoine Griezmann, cuando corría el minuto 35, para convertir el segundo gol del partido. Y antes de que se cierre el telón de la primera parte, pudo volver a anotar de tiro libre (no lo hacía desde hace 33 ejecuciones) y sumó su grito número 48 por esa vía con la camiseta del conjunto español. Su examen en el Nuevo Estadio de Los Cármenes: 67 contactos directos con la pelota, 51 entregas correctas de 59 que intentó fabricar, 2 disparos al arco y 2 goles. En el minuto 65 Ronald Koeman se atrevió a cambiarlo por Martin Braithwaite. El 10 dejó el terreno de juego con tranquilidad y sin rezongos. El tabú de no sacarlo parece haber quedado en el pasado.

 

"Me verás volver" podría llamarse la película guionada, producida y actuada por la misma persona. Si Messi funciona, el Barcelona va a hacerlo también. Y hay un dato que destapó Misterchip (estadista español) que argumenta lo del funcionamiento: Messi es responsable directo (marcando o asistiendo) de 1 de cada 11 goles en toda la historia del Barcelona. El club lleva 121 años en competencia y Lionel 16 defendiendo esa camiseta. Números que en unos siglos no van a ser creíbles. En vísperas de Qatar 2022, el 2021 de Lionel arranca con muy buena pinta.