Stéphane Bancel, CEO de ModernaStéphane Bancel

Stéphane Bancel, el CEO del laboratorio estadounidense Moderna, advirtió que el mundo tendrá que aprender a convivir con el coronavirus para siempre.

 

"El SARS-CoV2 no se va a ir", dijo el ejecutivo, durante un panel de discusión en la conferencia de salud de JPMorgan. "Vamos a vivir con este virus, pensamos, para siempre", señaló.

 

La aparición de nuevas variantes del virus tiene en alerta a la comunidad científica, ya que estas mutaciones pueden derivar en un comportamiento más complejo del virus. La variante británica, que según la OMS ya está presente en 25 países de Europa, está asociada a una mayor transmisibilidad, esto es, resulta más contagiosa.

 

Noticias relacionadas

Los desarrolladores de vacunas como Moderna y Pfizer/BioNTech aseguraron que sus vacunas son efectivas frente a potenciales mutaciones y que por la tecnología con la que están desarrolladas pueden hacer cambios en los fármacos en cuestión de semanas si hubiera una serie de mutaciones de tal relevancia que implicaran algún efecto sobre la efectividad.

 

Respecto de las declaraciones de Bancel, la comunidad científica viene analizando la posibilidad de que el coronavirus se transforme en endémico. De hecho, se acaba de publicar una investigación en la revista Nature de investigadores de la universidades Emory y Pennsylvania State, en Estados Unidos, en la que analizaron cómo el SARS-CoV-2 puede cambiar en los años venideros. Según los científicos, una vez que se supere la fase endémica, el virus "podría ser no más virulento que un resfrío común".