Gabrielle coco Chanel, moda.Gabrielle coco Chanel, moda.

*Por Charly Rodríguez

Corrían los libres y divertidos años ochenta, por lo menos en España, y después de hacer el servicio militar, con solo 17 años, en la Infantería de Marina española, la más antigua del mundo, comencé a cursar los estudios de Diseño de Moda Industrial y Estilismo, en el año 1985, impulsado por mi padre, y por mi amor desmedido por el mundo de la moda.

Noticias relacionadas

 

Tengo que confesaros que en aquella época, y con 19 años, era una víctima de la moda, o recurriendo al vocabulario del sector, que siempre me ha cabreado que sea en inglés, era un fashion victim, que conste que con los años, sin pelo en la cabeza, rasurado al cero que tiene su aquel, y a toro pasado, ahora no me sentiría orgulloso que tal término se aplicara a mi persona, pero si lo hacía antaño, era un petulante, un vanidoso y lo divulgaba a los cuatro vientos, es lo que tienen ciertas edades, que la imbecilidad te domina, y en mi caso y con la moda, más…

 

Una cosa es amar una profesión u oficio, amar o ser un apasionado de lo que haces, y otra cosa es ser víctima de algo, de lo que sea, y la moda, el vestir o vestirse, no es algo baladí.

 

Esta expresión, Fashion Victim, está acuñada al diseñador dominicano, Óscar de la Renta, fallecido en 2014. Un término que tiene hasta un hueco en la tan recurrida Wikipedia y que lo denomina de esta manera tan explícita: “Fashion victim (en español: 'Víctima de la moda') es un anglicismo que designa a una persona que sobrepasa los límites comunes de vestir a la moda. Se les considera víctimas de la moda porque son vulnerables a las modas pasajeras y al materialismo, dos excesos de la moda generalmente reconocidos, y por lo tanto están a merced de los prejuicios de la sociedad o de los intereses comerciales de la industria de la moda (o de ambos).

Thierry Mugler Spring 2021, moda.

Por suerte para todos, mujeres y hombres, que en esto no hay distinción, hoy no es un término que esté en boca de la calle, o de los propios medios, que mucho la manoseamos para todo tipo de nombres de secciones en televisión, prensa, en blogs o artículos, y un sinfín de usos varios y variados.

 

También tenemos que decir, y hay que ser autocríticos, la moda y todo su sector, desde diseñadores hasta medios especializados, se ha cebado a lo largo de los últimos 50 o 60 años, más en lo femenino que en lo masculino, y esto ha hecho su efecto, y siempre ha habido más Fashion victim, con nombre de mujer que de hombre..

 

Mujeres de un tipo de tallaje, con unas medidas estándar, con un tipo de pecho, de cintura, de cadera, calzadas con un estilo de tacón demoledor, con unas faldas donde moverse para dar dos pasos era un arte, o un imposible, las presiones familiares, sociales y profesionales para que ellas siempre fueran las más guapas, las que tenían que ir siempre impecables, y esa presión, siempre acaba trayendo consecuencias. No solo se ha utilizado el término al que me estoy refiriendo, también hemos escuchado en muchas ocasiones, y en boca de muchas mujeres, expresiones como “antes muerta que sencilla” o “somos esclavos de la moda”.

 

Aunque gracias a esta nueva etapa que vive la sociedad, la forma de entender la moda actual, por el propio sector, o por los mismos diseñadores y diseñadoras, y sobre todo por las mujeres de ahora, con detalles que parecen menores pero no lo son, como haberse bajado del taconazo en el día a día para disfrutar de una buena deportiva, zapatilla, con casi cualquier look, cada vez escucho menos, cada vez escuchamos menos, estos términos…

Thierry Mugler, estilista de modaThierry Mugler, estilista de moda.

Evidentemente hay consecuencias más graves en todas estas aptitudes del pasado, lo importante es no cometer los mismos errores, ya que hasta hace no muchos años, en todo el mundo, o al menos en sociedades que por historia han adorado la moda, la latinoamericana o la europea, las costumbres de estilo y de consumo eran otras, y a toro pasado, ya sabemos...

 

Por suerte, todo esto está cambiando, por ejemplo, de lo más importante en el vestir actual, en general, es tener identidad propia, ser tu mismo, huir de la propia moda, para estar de moda, o como ya dijo la más grande, y no hablo de Rocio Jurado, me refiero a la más grande de la historia de la moda contemporánea, Coco Chanel, la que de verdad consigue desencorsetar a la mujer; “la moda caduca, el estilo propio jamás”...

 

*Estilista de MODA / Vestuario TV desde 1986.

https://m.facebook.com/charlyrodriguezstyle

www.pinterest.es/charlyrodriguezstyle/