Alumnos en escuelas de Miami, REUTERSClases presenciales en Miami durante la pandemia, REUTERS

El coronavirus golpea fuerte a Estados Unidos y más precisamente a la Florida: en las últimas horas se confirmaron 2153 nuevos casos y el número total de positivos asciende a 352 mil.

 

Sin embargo, las clases presenciales continuaron y los chicos asisten día a día a las escuelas de la ciudad.

 

Cada vez que un niño, o un empleado de la escuela, se reporta enfermo, de manera inmediata se exige una cuarentena de toda la clase.

               

Noticias relacionadas

Las escuelas privadas tienen cada una su propio protocolo, que sigue las bases de lo establecido por el sistema público e incluye otras posibilidades, como filtros de aire especiales o luces UV para desinfectar las aulas.

 

Si bien la situación con el virus sigue siendo preocupante, el consenso parece ser que las escuelas deben permanecer abiertas.

 

Los padres que no se sienten cómodos enviando a sus niños a clase tienen la posibilidad de optar voluntariamente por un sistema virtual.