PBI, exportaciones, NAExportaciones, NA.

La economía argentina no puede repuntar y está sumida en una profunda crisis recesiva. La caída de la actividad en 2020 estuvo próxima al 10%. Se esperan las cifras oficiales que serán dadas a conocer el 24 de febrero por el INDEC cuando difunda el Estimador Mensual de Actividad Económica (EMAE) de diciembre y el 23 de marzo se conocerá el Informe de avance del nivel de actividad del cuarto trimestre de 2020 y la resultante baja del PBI del año anterior.

 

Pero el Banco Mundial aportó algunos datos que logran realizar informes de por dónde rondarán los números económicos que preocupan.

 

Según Paridad de Poder Adquisitivo (PPA) se alcanzó al cierre de 2019 los USD 22.063, aún sobre los USD 20.777 de 2006 y aún falta calcular las cifras del año pasado. Si se toma el PBI per cápita a precios constantes de 2010, se ubicó en 2019 en los USD 9.742, por encima de los USD 9.174 de 2006.

 

Esto quiere decir que el PBI per cápita alcanzará los niveles de 14 años atrás lo que equivale a más de una década perdida para los ingresos de los argentinos. Este indicador alcanzó su nivel más alto en 2011 y fue de USD 24.647 según PPA y de USD 10.883 a precios constantes.

 

Según un informe de Juan Gasalla para Infobae, “por PPA, Argentina está por encima de la media de América Latina y Caribe (USD 16.356) y produce por habitante la mitad del promedio de los países miembros de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, en USD 44.696) y de la Unión Europea (USD 44.436)”

 

Como dato agrega que el  “PBI per cápita argentino es aproximadamente la mitad que el de Nueva Zelanda (USD 42.888), España (USD 40.903), Israel (USD 40.145), Italia (USD 42.492), Japón (USD 41.429). Queda más alejado del de Australia (USD 49.854) o Canadá (USD 49.031), y es la tercera parte que el de los EEUU (USD 62.530).”

 

Si la caída del 10% se confirma, regresar a los niveles previos a la pandemia demandará unos tres años. Según un informe de IDESA (Instituto para el Desarrollo Social Argentino) “el Gobierno proyecta que el PBI crecerá 5,5% en 2021, 4,5% en 2022 y 3,5% en 2023. Esto representa un crecimiento de 14% acumulado. En otras palabras, en el 2023, la cantidad de bienes y servicios disponibles será igual al 2019″.

 

Por otro lado Invenómica manifestó que “el Covid-19 tuvo un efecto devastador en la economía mundial en 2020 y aun peor en la economía Argentina que se encontraba atravesando una severa crisis. El cierre de fronteras y el aislamiento derivó en un fuerte aumento del desempleo y con ello una importante reducción de la demanda de bienes y servicios”.

 

Analytica concluyó que “en 2021 el objetivo de volver a crecer depende críticamente de la evolución del consumo. El Gobierno juega diversas cartas para acelerar su recuperación, aún en plena negociación con el FMI; el interrogante es qué estrategia va a implementar. Alentar la recuperación del salario atrasando tarifas y el tipo de cambio contradice el objetivo de reducir el déficit fiscal y acumular reservas internacionales. Pero que sí son consistentes con un crecimiento basado en la estabilización de la economía”.

Noticias relacionadas

PBI per cápita
Economía argentina
Crisis
Banco Mundial