Sergio Berni, ministro de seguridad, provincia de Buenos Aires, NA	Sergio Berni, ministro de seguridad, provincia de Buenos Aires, NA.

La segunda ola de COVID-19 comienza a notarse de manera preocupante en el porcentaje de ocupación de camas de terapia intensiva, el ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, consideró que las restricciones impuestas por el Gobierno Nacional son insuficientes y planteó como “única solución” tres semanas de “verdadera cuarentena”.

 

Ante el porcentaje de ocupación de camas a nivel nacional que es del 60,3% y en el Área Metropolitana del 67,9% se viven horas de preocupación. En este contexto, clínicas y sanatorios privados comenzaron a suspender y reprogramar cirugías para liberar camas y poder priorizar a los casos graves de coronavirus.

 

Berni señaló: “Estamos ante las puertas de un colapso sanitario muy importante”. El funcionario del gobierno de Axel Kicillof se mostró preocupado porque “hoy (por ayer) no había camas (en el sector privado)” en la Capital Federal, y advirtió que “lo que pasa en la Ciudad va a repercutir en el resto del país a partir de la tercera semana”.

 

Noticias relacionadas

Frente a la aceleración del ritmo de contagios, planteó que “la visión estratégica de tratamiento de una pandemia como esta requiere de una visión histórica”. “Si el año pasado nosotros con 31 pacientes contagiados por día entramos en una cuarentena, con el 9% de las camas ocupadas, cómo podemos decir hoy -con 15 mil casos diarios- , y con la Cuidad colapsada, que podemos seguir aguantando y viendo cómo evoluciona la economía”, argumentó. “Es faltarle el respeto a los argentinos que durante 250 días estuvieron encerrados en sus casas”, enfatizó.

 

Como principal estrategia Nación limitó el horario de libre circulación y reforzó los controles en el transporte público, pero desde la óptica de Berni las determinaciones deben ser más duras: “Tenemos que cerrar tres semanas de verdadera cuarentena”. “A diferencia del año pasado cuando todos decían ‘un esfuercito más’, nosotros decíamos ‘esto recién empieza’; aquellos que creen que dos días más, una semana más, un esfuercito más, no entienden como funciona la evolución natural de una pandemia”, cuestionó.