“Black Lives Matter”  y Joe Biden“Black Lives Matter” y Joe Biden.

Noticias relacionadas

La cuenta oficial de Black Lives Matter en Twitter, publicó un comunicado que rápidamente llamó la atención de los usuarios en dicha red social. El tweet en cuestión expresaba una ferviente crítica hacia el actual presidente de Estados Unidos, Joe Biden, haciendo una comparación con su antecesor, Donald Trump.

La comunidad afroamericana, durante la última elección presidencial se ha posicionado fuertemente en contra del candidato republicano, Donald Trump. Como su opuesto, le brindaron apoyo al candidato demócrata, Joe Biden. Este último parecía ser la clave para terminar con la discriminación y los tratos abusivos hacia los negros.

 

Es menester recordar que, el año pasado, se creyó que un policía de Minnesota había asesinado al afroamericano George Floyd, dando como resultado grandes manifestaciones y la creación del movimiento “Black Lives Matter”. Ante este suceso, se debió buscar un responsable, porque "un abuso policial" no dejaba satisfechos a los movimientos de izquierda. Por lo que, le atribuyeron la culpabilidad de esta muerte a Trump y al partido republicano. Lo curioso es que, en un país federal como lo es Estados Unidos, la muerte de Floyd ocurrió en un Estado con gobernador y alcalde demócrata.

 

Por tanto, es lógico cuestionarse la responsabilidad del expresidente Trump respecto de este desafortunado suceso. Más allá de la poca imputación de culpa que el republicano merece, la realidad es que la muerte de Floyd no fue a causa de un abuso policial, en eso la izquierda tenía razón. Tampoco fue por discriminación, sino por sobredosis de droga.

 

El juicio por la muerte del afroamericano empezó hace ya más de un mes, pero las últimas revelaciones en el caso, presentadas por el abogado del policía acusado por asesinato, indican que su muerte tuvo más que ver con sobredosis de drogas que con la maniobra que le estaba aplicando.

 

A pesar de que las pruebas indiquen lo contrario a lo que los grandes medios de comunicación difundieron, el ex-oficial de policía Derek Chauvin, fue condenado, más por presión mediática e injerencia gubernamental que por pruebas fehacientes del crimen en cuestión.

 

Este suceso representa una gran importancia en el tema a tratar debido a que fue el hecho generador del movimiento Black Lives Matter, que tan fuertemente en contra de Trump se ha posicionado, a pesar de que -como ya se dijo- carecía de responsabilidad alguna por lo ocurrido con George Floyd.

 

Pese al desprecio que esta comunidad expresa contra el expresidente Donald Trump, durante su gestión no ha hecho más que beneficiarlos. La diferencia entre las ideas republicanas y demócratas, es que éstas últimas toman bandera por dichas minorías y se apropian de sus luchas por conveniencia propia. Caso contrario, el partido republicano, no realiza hincapié en las consideradas problemáticas debido a que, para los conservadores, independientemente de tu color de piel, todos son iguales ante la ley.

 

En Estados Unidos, afroamericanos y americanos gozan de los mismos derechos y libertades. Por lo que, en su discurso no le brindan un trato especial, pues no los consideran inferiores y merecedores de privilegios, ya que son iguales que el resto de estadounidenses.

 

Es mediante este trato igualitario ante la ley que durante la administración de Trump el desempleo afroamericano llegó a niveles bajísimos. Según datos del Bureau of Labor Statistics, los afroamericanos registraron durante la gestión del magnate una tasa de desempleo del 6,8%, mucho más baja que los 8,8% de Obama o los 8,2% de Bush.

 

Por tanto, este logro por parte del republicano, evidencia que el discurso no lo es todo. Mientras los demócratas utilizan a esta comunidad para su beneficio político, los republicanos actúan en favor de ella, pero en silencio. Unos hablan; otros realizan.

 

Lo interesante de esta polémica comparación, es el hecho de que, más allá del odio que esta comunidad manifiesta por el expresidente Donald Trump, no pudieron ocultar que el actual, Joe Biden, es incluso peor. Con lo cual, la gravedad de la situación es aún más severa de lo que parece, pues para admitir que un demócrata por el cual tomaron una posición favorable está comportándose tan terriblemente en comparación con el republicano Trump, es porque lo acontecido es todavía más atroz de lo que se cuenta.