Sofía Gómez Villafañe - Juegos Olímpicos Tokio 2020 - Mountain BikeSofía Gómez Villafañe - Juegos Olímpicos Tokio 2020 - Mountain Bike

El mountain bike femenino de nuestro país vuelve a un Juego Olímpico luego de 17 años de la mano de Sofía Gómez Villafañe, quien lucirá su conjunto celeste y blanco en Tokio 2020.

 

La chubutense, desde su casa en Utah, habló con Diario 26 acerca de su carrera en Estados Unidos y lo que será su primera experiencia olímpica en la capital de Japón.

 

En un año marcado por la pandemia, en el que la suspensión de la gran cita del deporte mundial marcó la agenda de miles de deportistas, la ganadora de la medalla de Plata en los Panamericanos de Lima 2019 contó sus sensaciones luego de haber conseguido su boleto a pocas semanas del inicio: “La verdad que no tuve ningún problema con eso porque, si hubieran sido el año pasado y no hubiera sucedido la pandemia, el ranking olímpico del Mountain Bike se cerraba a mediados de mayo, momento en el que se iba a definir la plaza. Entonces, siempre iba a ser con poco tiempo de anticipación la confirmación del boleto a Tokio. Cuando planifiqué el año, lo hice pensando que iba a los Juegos Olímpicos, porque de eso depende el entrenamiento y llegar de la mejor forma posible para fines de julio, que es cuando se va a desarrollar la competencia”.

Sofía Gómez Villafañe - Juegos Olímpicos Tokio 2020 - Mountain Bike

Noticias relacionadas

Radicada en uno de los países potencia a nivel deportivo, la ciclista de 27 años cuenta su experiencia en el norte de América y el inicio de su pasión por la bicicleta: “Si no hubiera venido a vivir a Estados Unidos, no sé si hubiera encontrado el Mountain Bike de una manera deportiva a tan alto nivel. Empecé a andar en bicicleta a los 14 años en un programa de High School, en el que llevaban a correr a todos los chicos de secundaria que tuvieran ganas de hacerlo. De ahí me fui a estudiar a Colorado, donde tenía una beca para estudiar en una Universidad y también se corría en bici. Ahí comenzó mi carrera, que se extiende hasta el día de hoy, que formo parte del equipo Clif Pro Team. Los sponsors hacen que la situación sea más fácil para el atleta y uno pueda enfocarse de lleno en la carrera. Tanto en EE.UU como en Europa  hay equipos más grandes, entonces es mucho fácil encontrar un lugar en el que te den un sueldo para poder vivir del deporte”.

 

En medio de cancelaciones y deportistas sin actividad, la oriunda de Esquel remarcó la importancia de haberse mantenido en competencia: “Cuando la pandemia empezó, pensé que iba a durar sólo dos semanas. El tiempo pasó, nos dimos cuenta que no iba a ser tan rápido y que iba a llevar mucho tiempo. Entonces, tuve la oportunidad, en el Estado donde estaba, que nos dejaran hacer algunas competencias locales y entonces pude competir un poco. Luego, el equipo apoyó un viaje a Europa, donde corrí dos Copas del Mundo. Se portaron muy bien con nosotros y nos ayudaron un montón con la pandemia. Nos siguieron dando el sueldo mientras que no estábamos compitiendo, algo que valoro mucho”.

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Sofia Gomez Villafane (@sofithevilla)

En Atenas 2004, un Juego Olímpico inolvidable para el deporte nacional, fue la última vez que una ciclista argentina representó al país en el Mountain Bike femenino. Tras la participación de Jimena Florit, Sofía Gómez Villafañe comenta sus sensaciones en este logro histórico para su disciplina: “Es algo muy especial y un trabajo en equipo junto a Agustina Apaza y la Federación. Creo que lo más importante es que el nivel de montaña femenino en Sudamérica, y puntualmente en la Argentina, está subiendo. Da mucha alegría volver a clasificar y ojalá que, cuando empecemos a planear París 2024, desde el año que viene, haya más chicas corriendo y que suba el nivel para volver a estar presentes”.

Sofía Gómez Villafañe - Juegos Olímpicos Tokio 2020 - Mountain Bike

En cuanto a las expectativas en su primera experiencia olímpica, luego de que Argentina quedara 16º del ránking de clasificación tras la Copa del Mundo de República Checa, analizó: “No me puse objetivos para los Juegos Olímpicos. Creo que voy a tomarlo con calma y disfrutar de la experiencia. No quiero poner muchas expectativas porque en la carrera cualquier cosa puede pasar”.

 

Para cerrar la charla, Sofía, en compañía de su perro Wally, comentó lo que significa representar al país en un evento internacional: “Es un honor. Cada vez que corro en Estados Unidos, lo hago con un conjunto que dice que soy la campeona nacional de nuestro país y siempre lo mencionan cada vez que largo. Me emociona mucho escuchar que estén hablando de nuestro país, al igual que los mensajes que la gente me manda antes y después de cada carrera. El apoyo que siento de los argentinos es muy grande”.

*Por Matías Greisert

Tw: @MatiasGreisert