Canasta básica, canasta alimentaria, supermercado, compras, alimentos, NACambios en los consumos de los usuarios tras la crisis.

La crisis económica y la escalada de precios en los alimentos impulsaron cambios en el comportamiento de los consumidores, que en la actualidad compran menos y, cuando lo hacen, optan por adquirir artículos incluidos en el programa Precios Cuidados o segundas marcas.

 

Los últimos datos reportados por el INDEC informaron que la inflación de mayo se ubicó en 3,3%, la más baja desde diciembre del año pasado, aunque en los primeros cinco meses del año acumuló un alza del 21,5%.

 

A lo largo de mayo, el capítulo de Alimentos y bebidas arrojó un incremento de 3,1% y representó la mayor incidencia en gran parte de las regiones. En ese escenario, Pedro Bussetti, presidente de Defensa de Usuarios y Consumidores (DEUCO), aseguró que hay una "caída en el consumo de sectores populares, que hoy están por debajo de la línea de pobreza". Aunque aclaró que en la denominada "clase media" también hubo una merma frente a un contexto en el que "no se llenan los changuitos".

 

"Hubo una reducción en el consumo como consecuencia de la crisis económica, el aumento de precios de alimentos y el deterioro de los ingresos por consecuencia de las medidas adoptadas por la pandemia", puntualizó.

 

Bussetti hizo referencia especialmente al impacto para quienes "trabajan en negro, realizan tareas domésticas o son vendedores ambulantes" porque "han perdido ingresos" ante las medidas sanitarias por la pandemia de coronavirus. "Lamentablemente y, a pesar de la asistencia del Estado nacional, el consumo ha caído", sostuvo y destacó que ganaron espacio los productos segundas y terceras marcas en los hogares argentinos.

 

El presidente de DEUCO subrayó que también hubo un crecimiento en el consumo del Precios Cuidados, dado que el programa cuenta con productos más accesibles que aquellos que no están incluidos en la iniciativa oficial. A su vez, criticó la decisión del Gobierno de desarticular Precios Máximos, dado que algunos artículos estaban "controlados" mediante esa herramienta dispuesta en el inicio de la pandemia. Al ser consultado sobre los productos en particular que presentaron una baja en las ventas, Bussetti se refirió a los lácteos: "Los ocho productos incluidos en la canasta del INDEC aumentaron entre diciembre y mayo el 41%, cuando la inflación de ese período fue de 21,5%". De hecho, un sondeo elaborado por la entidad señaló que en marzo de 2021 se vendieron 11.127 millones de litros de leche menos que en el mismo período de 2020, recordó.

 

Por su parte, el director de la Consultora Focus Market, Damián Di Pace, analizó: "Las segundas, terceras y marcas propias que eran potestad de la clase media baja o sectores económicos bajos ya no lo son tanto". "La crisis ha llegado a todos los bolsillos y la racionalización del gasto también llega a la administración del gasto hogareño de los más pudientes", enfatizó. Además, remarcó: "La búsqueda del precio ante la evolución es recurrente en todos los niveles" y, por otro lado, manifestó que hay "muchos inconvenientes para poder producir por falta de insumos y materias primas o ausencia de personal de riesgo en las diferentes líneas de producción".

 

"Tanto las grandes empresas como las pymes dedicadas a consumo masivo se van desprendiendo de parte de su portafolio de productos por falta de rentabilidad, caída en las ventas, imposibilidad de poder reinvertir en determinada línea de producción", indicó.

Noticias relacionadas

Consumidores
Índice de precios al Consumidor (IPC)
Precios cuidados