El juego online Brawl StarsEl juego online Brawl Stars, donde según la Justicia ocurrió el hecho

Una mujer de 43 años que se hacía pasar por una adolescente y se conectaba a través de una plataforma virtual de juegos con un menor de 15 fue condenada a un año de prisión por el delito de grooming (ciberacoso sexual infantil) y se convirtió en el primer caso en el que el groomer es mujer, ya que en la totalidad de las investigaciones de este tipo los autores habían sido hombres.


Además de la condena, la mujer -que es madre de dos menores- tendrá que realizar tareas comunitarias y un taller de violencia intrafamiliar y de género.


Según informaron fuentes judiciales, la mujer le enviaba mensajes, fotos y videos con contenidos sexuales y eróticos al adolescente, y también le pedía que le enviara imágenes suyas a ella.


Tras la denuncia realizada por el padre del menor en febrero de este año, la Unidad Fiscal Especializada en Delitos y Contravenciones Informáticas (UFEDyCI) a cargo de la fiscal Daniela Dupuy, comenzó a investigar la causa.


El hombre contó que una persona desconocida contactó a su hijo a través de la plataforma de juegos Brawl Stars y continuó luego el diálogo a través de la red social Instagram, desde donde le envió frases, audios e imágenes de índole sexual y le manifestó sus deseos de mantener un encuentro.


Esta conducta fue calificada como constitutiva del delito de grooming (ciberacoso sexual infantil) que consiste en el contacto a través de medios informáticos o electrónicos de un adulto a un menor, con el propósito de cometer algún delito contra su integridad sexual, ya sea a través del intercambio de mensajes con contenido sexual o la producción de imágenes sexuales por parte del menor.


Según las fuentes, la investigación requirió la solicitud de información a las autoridades de la firma Facebook Inc., respecto del perfil de Instagram denunciado, logrando verificar los datos de registro y sitios desde donde el perfil se conectaba, y además se realizaron amplias búsquedas en bases de datos públicas y fuentes abiertas de información, lo que permitió establecer la identidad de la mujer, que es madre de dos menores.


Según destacó la UFEDyCI, resultó una novedad que la groomer sea mujer, ya que en la totalidad de los casos en los que intervino la fiscalía los autores del delito de grooming fueron hombres.


Tras varios meses de investigación, se realizó el allanamiento en el domicilio de la mujer en el que procedió al secuestro de la totalidad de los dispositivos electrónicos con capacidad de almacenamiento de datos, y el mismo se realizó con la intervención de la División Delitos Cibernéticos Contra la Niñez y Adolescencia de la Policía Federal.


En las últimas horas, y través de un juicio abreviado se convino la pena de 1 año de prisión en suspenso y el cumplimiento de determinadas normas de conducta por el término 2 años para la acusada. La sentencia fue homologada por la jueza Natalia Molina, titular del Juzgado Penal Contravencional y de Faltas 8. 

Noticias relacionadas

Grooming
Acoso sexual
Condena
Videojuegos