Fiesta en la Quinta de OlivosFiesta en la Quinta de Olivos.

El fiscal Ramiro González imputó formalmente al presidente Alberto Fernández en la causa que investiga los ingresos y egresos a la Quinta de Olivos en plena cuarentena estricta, además de la fiesta VIP de cumpleaños de Fabiola Yáñez. También fueron imputados el resto de los invitados a la celebración del 14 de julio del 2020. 

 

El Presidente se presentó en la Justicia y propuso donar la mitad de su sueldo al Instituto Malbrán durante cuatro meses. Ante el juez Sebastián Casanelo, a cargo de la investigación, el mandatario planteó que no cometió delito y pidió su sobreseimiento.

 

El abogado Mauricio D’ Alessandro, defensor de Stefanía Domínguez, una de las asistentes a la fiesta en la Quinta de Olivos, pidió al juez Casanello que declare la “inconstitucionalidad” de los DNU que establecieron la prohibición de circulación y reunión como medida para contener la pandemia. D’Alessandro también planteó que no existió delito porque (más allá de la presunta inconstitucionalidad del DNU) “no se pudo determinar que ninguna de esas personas que participaron en la reunión hayan estado contagiadas de Covid-19″.

 

Ahora, el fiscal Ramiro González debe dar su opinión respecto a los planteos presentados y luego el juez Sebastián Casanello tendrá que resolver la cuestión. Pero para esa decisión no hay plazos establecidos. Si acepta la “reparación” monetaria que ofreció el mandatario, se extinguiría la acción penal. En su escrito, Alberto Fernández advirtió al juez que, ante un hipotético rechazo del pedido de sobreseimiento, recurriría a la Cámara Federal de Casación Penal y de forma extraordinaria a la Corte Suprema.

 

El fiscal puede continuar tomando medidas de prueba. El lunes, el Gobierno entregó la lista de ingresos y egresos a la residencia presidencial que registra la Casa Militar. González cuenta además con las bases de datos de la aplicación Cuidar para verificar si los invitados al cumpleaños VIP de Fabiola Yáñez tenían permisos de circulación. En julio de 2020 solo podían circular los esenciales, aunque no existía un permiso especial para mantener encuentros sociales.

Noticias relacionadas

Alberto Fernández
Quinta de Olivos
Fiesta Clandestina