Coronavirus, pandemia, NAPandemia de Covid-19. Foto: NA.

La aparición del coronavirus y su evolución trajo aparejada una serie de denominaciones científicas que, cuando ingresan al torrente informativo, pueden hasta llegar a confundir a los lectores si se comienza a hablar de variantes tales como Delta, Nu o bien de aquellas definidas por códigos que combinan letras y números.

 

Una variante tiene una o más mutaciones que la diferencian de las restantes del virus del SARS-CoV-2, indica cdc.gov, la página de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Una mutación se refiere a un cambio único en el genoma del virus (código genético).

 

Las mutaciones ocurren con gran frecuencia, pero solo a veces cambian las características del virus. Un linaje es un grupo de virus estrechamente relacionados con un ancestro en común. El SARS-CoV-2 tiene muchos linajes; todos causan el COVID-19. Una variante es, entonces, un genoma viral (código genético) que puede incluir una o más mutaciones.

 

En algunos casos, un grupo de variantes con cambios genéticos similares, como un linaje o grupo de linajes, puede ser designado por las organizaciones de salud pública como una variante de preocupación o una variante de interés debido a atributos y características compartidas que pueden requerir medidas de salud pública.

 

La semana pasada se comenzaba a mencionar con insistencia la variante B.1.1.529 o Nu, después de que la Organización Mundial de la Salud le haya dado otro nombre. Ya el viernes se la denominó 'ómicrón', pero no es otra que la inicialmente localizada por la comunidad científica en los países del sur de África.

 

Ya se conocía a la denominada variante Delta, que comenzó causando estragos y en los últimos días estaba a punto de ser erradicada del Japón pero aun preocupa en el resto del mundo. También se analizó la composición genética de una variante llamada B.1.628, que según investigadores de la Universidad de Oxford surgió después de un evento de recombinación entre dos cepas diferentes, la B.1.631 y la B.1.634.

 

Se habla también de cuatro clases de variantes del SARS-CoV-2: Variante bajo monitoreo (VBM), Variante de interés (VOI, por sus siglas en inglés), Variante de preocupación (VOC, por sus siglas en inglés) y Variante con grandes consecuencias (VOHC, por sus siglas en inglés).

 

Entre las primeras, el siguiente listado las agrupaba hasta octubre:

Alpha (linajes B.1.1.7 y Q).
Beta (linajes B.1.35 y descendientes).
Gamma (linajes P.1 y descendientes).
Epsilon (B.1.43 y B.1.43).
Eta (B.1.52).
Lota (B.1.53).
Kappa (B.1.617.1).
N/A 1.617.3.
Mu (B.1.621, B.1.621.1).
Zeta (P.2).
Variante de preocupación (VOC, por sus siglas en inglés): Delta (linajes B.1.617.2 y AY).

 

Noticias relacionadas

Coronavirus
Pandemia
Variante Delta
Variante Epsilon
Variante Mu
Variante Ómicron