La inequidad que afecta a las mujeres en el contexto de aislamientoMujeres e inequidad en tiempos de aislamiento.

La precarización laboral y la dificultad para emprender por falta de acceso al sistema financiero son algunas de las problemáticas urgentes que afectan profundamente las vidas de las mujeres de nuestro país, así como de todo el continente latinoamericano: ¿Qué se está haciendo para cambiar esta realidad?

 

La inequidad que afecta a las mujeres en el ámbito laboral y profesional persiste. Según estudios sobre América Latina y el Caribe realizados a fines de 2021 por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), las mujeres ocupan tan solo el 15% de los cargos directivos en empresas, 6 de cada 10 organizaciones no otorgan licencias de maternidad más largas que lo estipulado por la ley y el 85% de ellas no analiza si existe o no una brecha salarial al interior de sus estructuras.

 

Argentina, si bien es reconocido como uno de los países latinoamericanos que más leyes sancionó a favor de la igualdad de género en los últimos años según informes recientes de la ONU, tampoco es la excepción en los diferentes modos de desigualdad que sufren las mujeres, y el contexto de aislamiento a raíz de la pandemia recrudeció el problema: estudios del Ministerio de Economía de la Nación (2021) revelan que las mujeres ganan un 29% menos que sus pares varones, alcanzando una diferencia del 36.5% en los asalariados informales, y realizan el 76% de las tareas domésticas no remuneradas. Asimismo, las jóvenes son el segmento de la población que más sufre el desempleo, con una tasa de desocupación del 23%, y la tasa promedio de participación femenina en el mercado laboral es del 49.2%, mientras que la de los varones es del 71.2%.

La inequidad que afecta a las mujeres en el contexto de aislamiento

 

“Las mujeres son poderosas agentes de cambio, capaces de transformar la realidad de sus familias y sus comunidades, por eso nuestro objetivo es impulsarlas a alcanzar su máximo potencial, dando pasos firmes para lograr la igualdad de género en América Latina, así como para contribuir al desarrollo de la economía del continente”, afirma Carmen Correa, flamante CEO de Pro Mujer, empresa social sin fines de lucro fundada en Bolivia hace más de 30 años; que impulsa la igualdad de género en América Latina, encabezando iniciativas relevantes para impactar en Argentina. Operando desde una visión holística que se basa en brindar herramientas de inclusión financiera -como microcréditos-, capacitaciones -de liderazgo y tecnología- y cuidados médicos preventivos -mamografías, citologías, tamizajes, ecografías-, solo en 2021 Pro Mujer otorgó créditos a 17.000 emprendedoras argentinas y brindó 80.000 controles médicos en nuestro país. Empresas sociales de esta magnitud dan cuenta de la importancia del presente como propulsor de cambios radicales que plantean un futuro distinto, pleno de posibilidades creadas por y para las mujeres.

 

La inequidad que afecta a las mujeres en el contexto de aislamiento

 

Sobre Pro Mujer:
Pro Mujer es una empresa social sin fines de lucro que desde hace más de 30 años brinda servicios y herramientas a las mujeres en América Latina para que puedan alcanzar su máximo potencial, mejorar sus condiciones de vida y transformarse en agentes de cambio para sus comunidades.

 

Opera a través de un modelo holístico e integral que busca ampliar el acceso de las mujeres de la región a los servicios de salud, aumentar su inclusión financiera y brindarles oportunidades de capacitación.

 

A través del profundo conocimiento de las necesidades más apremiantes que padecen las mujeres de América Latina, Pro Mujer diseña programas innovadores que buscan responder a problemáticas como la violencia de género y la brecha de género digital. Pro Mujer es pionera en la región en fomentar y concientizar acerca de la Inversión con enfoque de género como un mecanismo efectivo para cerrar brechas e impulsar la productividad de las compañías.

 

El trabajo de Pro Mujer está estrechamente alineado con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la ONU y ofrece resultados tangibles en ocho ODS: 1, 3, 4, 5, 8, 10, 11 y 16.

 

Más información en www.promujer.org

Noticias relacionadas

Mujeres
Derechos Humanos
Mujer
Inclusión social