Wall Street, Bolsa de Nueva York, economía, NACorrida en la Bolsa de Nueva York. Foto: NA.

Las agencias calificadoras financieras Fitch y Moody's rebajaron a Rusia a la categoría de país en riesgo de no poder pagar su deuda. En tanto que la compañía MSCI también se pronunció en esa dirección y anunció que el índice MSCI Rusia fue rebajado de "mercados emergentes" a "mercado aislado".

 

Moody's rebajó en varios niveles su nota de deuda rusa de largo plazo de Baa3 a B3 y mantiene un seguimiento especial del desenvolvimiento de la economía del país “por las severas sanciones que los países occidentales han impuesto a Rusia, en especial contra el banco central y las grandes instituciones financieras, en respuesta a la invasión militar a Ucrania”, señala la calificadora de riesgo en un comunicado.

 

Además agrega que existe un "creciente riesgo de perturbación" en lo referente a la devolución de la deuda rusa debido a las "sanciones coordinadas" y a las "grandes inquietudes sobre la voluntad de Rusia" de honrar su deuda.

 

Fitch, por su parte, bajó su calificación de BBB a B, con una perspectiva negativa. En ese sentido prevé que habrá sanciones más severas contra los bancos rusos y afirma que en el caso de que se prolongue el conflicto, en un contexto de frágil crecimiento económico, el riesgo de inestabilidad política en el país gobernado por Vladimir Putin será más importante.

 

En tanto, MSCI informó que la determinación de bajar la calificación de Rusia "se implementará en todos los índices MSCI, incluidos los índices estándar, personalizado e índices derivados a un precio cero y al cierre del 2022".

 

El 28 de febrero de 2022, MSCI lanzó una consulta con inversores institucionales internacionales sobre la accesibilidad y posibilidades de inversión en el mercado de valores ruso. "Una abrumadora mayoría confirmó que en la renta variable rusa actualmente no se puede invertir y que los valores rusos deben eliminarse del MSCI Índices de Mercados emergentes. Los participantes destacaron desarrollos negativos recientes que condujeron a un deterioro de la accesibilidad del mercado de valores ruso a los inversores institucionales internacionales, hasta tal punto que no cumple con los requisitos de Accesibilidad al Mercado para Mercados Emergentes", señaló la calificadora de riesgo.

 

El Banco Central de Rusia prohibió a los emisores de deuda en rublos abonar los intereses a inversores extranjeros, medida que se suma a la prohibición de que los extranjeros vendan activos rusos o de transferir capitales fuera del país. Además, este jueves, la Bolsa de Moscú sumará su cuarto día consecutivo cerrada.

Noticias relacionadas

Conflicto Rusia-Ucrania
Default
Rusia
Crisis económica
Mercados
Moodys