Do Kwon. Foto: Bloomberg.Do Kwon. Foto: Bloomberg.

Do Kwon, un emprendedor de Corea del Sur, llamó “mi invento más grandioso” a la criptomoneda que creó en 2018 y en la última semana fue protagonista de un colapso espectacular.

 

Sus fracasos tuvieron un efecto dominó en el resto del mercado de las criptomonedas que desplomó el precio del bitcoin y aceleró una pérdida de valor de 300.000 millones de dólares en toda la criptoeconomía.

 

Esta semana, el precio de Luna permaneció cerca de cero, mientras que TerraUSD siguió en picada.

 

La caída de Luna y TerraUSD ofrece un caso de estudio sobre la euforia en torno a las criptomonedas y quién es el culpable cuando todo se viene abajo. El ascenso de Kwon se dio gracias a respetados financieros que estuvieron dispuestos a respaldar productos financieros altamente especulativos.

 

Algunos de esos inversionistas vendieron hace tiempo sus monedas Luna y TerraUSD y cosecharon ganancias significativas, mientras que los operadores minoristas ahora luchan con pérdidas devastadoras.

Noticias relacionadas

Criptomonedas