Viruela del mono. Foto: NA.Viruela del mono. Foto: NA.

El Ministerio de Salud confirmó el quinto caso de viruela del mono en el país en un paciente de 32 años con antecedentes de viaje a Europa que había empezado a tener síntomas el 23 de junio pasado y que se encuentra en buen estado de salud y "cumpliendo el aislamiento", informó la cartera.

El Ministerio detalló además que de los cinco personas infectadas "hasta el momento no se han registrado casos secundarios".

El caso confirmado es de un hombre de 32 años con antecedente de viaje a Europa, que comenzó a presentar síntomas compatibles con la enfermedad el pasado 23 de junio. Cuatro días después realizó una consulta médica en la Ciudad de Buenos Aires, donde fue asistido en forma ambulatoria.

Luego se derivaron las muestras al laboratorio nacional de referencia, que arrojó ayer un resultado positivo de PCR para viruela símica.

A nivel mundial, al 22 de junio se han reportado 3413 casos confirmados en 50 países, de los cuales el 86% se notificaron en Europa (2.933), 11% en América (381), 2% en África (73) y menos del 1% en las regiones del Mediterráneo Oriental y el Pacífico Occidental (26).

Al momento, el primer y único fallecido por este brote de viruela símica se ha registrado en Nigeria.

 

Viruela del mono, Foto NA	Viruela del mono, Foto: NA.

 

Qué se sabe hasta ahora

La viruela símica se transmite de una persona a otra por contacto cercano con lesiones, partículas respiratorias y materiales contaminados, como la ropa de cama.

En los brotes registrados en Europa, los cuadros clínicos generalmente se describen como leves, y la mayoría de los casos presentan –de la misma manera que los casos detectados hasta ahora en Argentina– lesiones en diferentes partes del cuerpo, incluyendo genitales o el área perigenital.

Esto indica que "la transmisión probablemente ocurra a través del contacto físico durante actividades sexuales", destacó la cartera sanitaria.

Se está observando en los casos fuera del continente africano que la presentación puede ser atípica ya sea con una o pocas lesiones, e incluso se han notificado casos con ausencia de ellas; lesiones que comienzan en el área genital o perineal/perianal y no se extienden más.

También lesiones que aparecen en diferentes etapas (asincrónicas) de desarrollo; y surgimiento de lesiones previas a la aparición de ganglios linfáticos inflamados, fiebre, malestar general u otros síntomas.

Los modos de transmisión durante las relaciones sexuales siguen siendo desconocidos. Si bien se sabe que el contacto físico cercano puede conducir a la transmisión, no está claro aún qué papel juegan los fluidos corporales sexuales, incluidos el semen y los fluidos vaginales.


Las medidas de prevención incluyen evitar el contacto estrecho con casos confirmados y con personas que presenten síntomas compatibles.

Noticias relacionadas

Viruela del mono
Ministerio de Salud