Alberto Fernández, Gobierno, NAAlberto Fernández. Foto: NA.

La interna del Frente de Todos conquistó el punto máximo de temperatura con la formalización de la sorpresiva renuncia de ministro de Economía, Martín Guzmán, vía redes sociales mientras la vicepresidenta desarrollaba su discurso en Ensenada. Guzmán era de los pocos hombres que le quedaban al presidente Alberto Fernández en el Gabinete que Cristina Fernández de Kirchner, a través de lo que definió como una "acción generosa", le otorgó "la libertad" de definir.

La actual situación en la que se encuentra el Presidente lo obliga a recapacitar sobre el aislamiento y la soledad que lo atraviesa al interior del gabinete que comanda, y además, lo insta a analizar el pedido constante de propios y ajenos: reflotar el diálogo con Fernández de Kirchner para delimitar y consensuar las estrategias para lo que queda de gestión.

Con este marco, complejo y plagado de enfrentamientos internos, es que ahora el mandatario cedió, de una vez por todas, a las presiones y las embestidas directas de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

 

Silvina Batakis, Ministra de Economía, Gobierno, NASilvina Batakis. Foto: NA.

 

Afín a la vicepresidenta

El hecho de que desde este lunes Silvina Batakis se haga cargo formalmente del Ministerio de Economía es una clara muestra de lo que se viene dando en el seno mismo del Gobierno, con las pujas en el Frente de Todos, un sector que le ha asestado un duro golpe al presidente. De hecho, Batakis es del "riñon" de Cristina Kirchner y, en su tiempo, de Daniel Scioli, hoy Ministro de Producción y quien la tuvo a su cargo también como Ministra de Economía cuando él fue Gobernador de la Provincia de Buenos Aires.

Batakis es una funcionaria de bajo perfil que responde directamente a la vicepresidenta.

Ante su nombramiento, también flotaba en el aire la posibilidad de que el presidente siguiera cediendo terreno mientras se corría la voz de que otros cambios podrían darse en el Gabinete.

Como fuera, si es que los hace o no, la movida de la llegada de Batakis al Palacio de Hacienda es la demostración de que Alberto Fernández en efecto le pasa el "fierro caliente" de la gestión económica al kirchnerismo.

Noticias relacionadas

Alberto Fernández
Cristina Fernández de Kirchner
Frente de Todos
Silvina Batakis