... y ahora en restauración, fue protagonista de un nuevo descubrimiento: la obra no fue realizada en 1983, como se creía al principio.

Sin embargo, el Museo Edvard Munch de Oslo decidió mantener el suspenso hasta el 23 de mayo, cuando se revelará la fecha exacta en el momento en que se inaugurará una muestra sobre el artista.

A pesar del trabajo de restauración, los curadores aseguraron que las pinturas que fueron robadas, entre ellas “El grito”, presentan daños irreparables.