TV sin dueño, ya no hay líderes del rating

Martes 27 de mayo de 2014
Hace unos años el rating de la televisión tenía dueño. Durante mucho tiempo, Marcelo Tinelli lideraba las noches con su SHOWMATCH, entre bailes, cantos y escándalos. Con bellas chicas sobre la pista, con poca ropa y algunos destapes. Con mediáticos en plena batalla ante las cámaras, gritos, insultos y más.

Pero las cosas cambiaron. Llegó una ficción que logró superarlo tras conquistar a la gente. Fue GRADUADOS de Sebastián Ortega. Grandes actores para una bella y divertida historia ambientada en los recuerdos de los ochenta lograron vencer al titán de Bolívar. A tal punto, que el productor y conductor se tomó un año sabático para volver renovado en una TV que siguió adelante con bajo rating en cada emisión diaria.

Cuando GRADUADOS y Tinelli terminaron sus ciclos, llegó el vacío televisivo... hasta que un culebrón brasileño dio un batacazo en nuestra pantalla. AVENIDA BRASIL enamoró por su historia y por su protagonista, Caua Reymond, debilidad de muchas damas y algunos caballeros a la hora del té.

Mientras estuvo por la tarde, el fenómeno carioca tuvo enfrente a IMPLACABLES, programa de chimentos al que sacó de grilla. También venció a CUESTIÓN DE PESO, que vivió un cambio de horario hasta que también terminó fuera del aire.

Incluso, Telefe usó Avenida Brasil como recurso competitivo para el prime time cuando el Cabezón volvió a El Trece en su tan anunciado regreso. En su día inicial, ShowMatch marcó 30,1 de promedio de rating contra los 21,3 de la novela. Pero en su segunda emisión, el programa de Tinelli cayó 4 puntos y disminuyó durante las siguientes jornadas. Mientras que el culebrón de las tierras donde se celebrará el Mundial, mantuvo sus números y los fue potenciando con los días.

Este lunes 26 de mayo, con la tan anunciada vuelta de Sebastián Estevanez y Carina Zampini en dupla romántica, se generaba otra gran batalla a la hora de los números entre los canales líderes de nuestra TV. Y Telefe ganó la pulseada con sus novelas. AVENIDA BRASIL marcó 24.3 puntos, CAMINO AL AMOR se quedó con 21.3 puntos y vencieron a Tinelli y su ShowMatch, que quedó tercero con 19.4 con sus bailes y escándalos.

En cuarto y quinto lugar, se situaron otras dos ficciones del canal de las pelotitas: SOMOS FAMILIA con 15.0 puntos y SRES. PAPIS con 13.9.

Hay que mencionar que, en plena disputa frente a frente, CAMINO AL AMOR venció a GUAPAS por 20.6 a 13.8. Mientras que AVENIDA BRASIL le ganó a SHOWMATCH por 24.4 a 19 puntos.

¿Qué tiene la novela que es un suceso? El recurso de culebrón es el mismo que usan Quique Estevanez o los autores de Adrián Suar en sus ficciones: escenarios típicos, historias comunes, amores y desamores, peleas y reconciliaciones, un final feliz y muchas perdices. Pero AVENIDA BRASIL aporta la maldad como algo básico: personajes despiadados que son capaces de cualquier cosa por lograr su cometido. Y la gente se engancha. ¿Será porque se refleja todo lo malo que tenemos dentro y no podemos exteriorizar? Quizá, esa respuesta la tienen los psicólogos y psiquiatras.

No hay que olvidar que Argentina tuvo una “Carla Lucero” que derramaba sangre y venganza en POR SIEMPRE MUJERCITAS y luego en RICOS Y FAMOSOS. Pero Zampini dejó atrás a ese personaje para ser una bella buena que sufre por amor hasta que el último día encuentre la felicidad con su hombre.

¿Faltan malvados televisivos en las ficciones de la TV actual? Creo que sí. No hay que olvidar a los últimos personajes de Lito Cruz, Luciano Cáceres y Leticia Brédice, tres descabellados perversos de EL ELEGIDO de los que todo el mundo hablaba y hasta en las redes sociales se debatía sobre ellos.

¿Faltan las peleas fuertes en ShowMatch? ¿O la gente se cansó de lo mismo? Quizá Marcelo deba encontrar una vuelta de tuerca con la que pueda sorprender a la audiencia como en sus años dorados para marcar los altos números de rating que hasta llegaban a los cuarenta puntos. EL GRAN BAILANDO tampoco le está dando los resultados esperados y hoy en día, pierde ante un enlatado.

La única certeza es que en la actualidad ya no hay reyes televisivos ni líderes del rating, la gente tiene el control remoto y marca tendencia desde su casa.

Lic. Claudia Seta
Periodista
@setaclaudia