Tras el despido de 400 trabajadores en gráfica, se suman 300 en un frigorífico

Se trata de la empresa Ganadera Nueva Escocia. Pidió su concurso preventivo tras haber caído en cesación de pagos en junio último. La crítica situación de la compañía puso en vilo la estabilidad laboral de unos 300 trabajadores que esperan que la compañía se reponga y continúe con la producción.
Miércoles 13 de agosto de 2014
Uno de los mayores frigoríficos en la provincia de Buenos Aires pidió en las últimas horas su concurso preventivo de acreedores y dejó en vilo a unos 300 trabajadores, con lo que se sumó a la lista de empresas complicadas en esta actividad.

Según fuentes del sector, el principal inconveniente al que se enfrentan por estas horas los frigoríficos dedicados a la exportación de carne empaquetada consiste en que no consiguen novillos grandes, de más de 500 kilos.

Esos novillos son los que se faenan para cumplir con los envíos a la Unión Europea y actualmente escasean debido a los problemas climáticos que se registraron en la región pampeana y el nordeste argentino en los últimos años.

La empresa "Ganadera Nueva Escocia SA" que desde 1994 opera en la localidad bonaerense de Luis Guillón, a unos 25 kilómetros de la Capital Federal, dedicada a la faena de ganado bovino y el empaque de carne, se presentó a concurso.

Según se informó, el frigorífico ubicado en la avenida de los Constituyentes 6239 de Luis Guillón en el partido de Esteban Echeverría, pidió su concurso preventivo tras haber caído en cesación de pagos en junio último.

La crítica situación de la compañía, tramitada en el juzgado número 16 secretaría 32, puso en vilo la estabilidad laboral de unos 300 trabajadores que esperan que la compañía se reponga y continúe con la producción.