Para dar seguridad a las familias, Massa propone que sea Ley Asignación Universal

"A los que dicen que vamos a derogar la AUH les digo que hoy sólo es un decreto que se actualiza según el funcionario de turno", advirtió. "A partir de 2016, miedo van a tener que tener los chorros", enfatizó
Martes 21 de octubre de 2014
El líder del Frente Renovador, Sergio Massa, ratificó hoy que si llega a la Presidencia mantendrá la Asignación Universal por Hijo (AUH), señaló que apuntará a que el Congreso la garantice por ley, al tiempo que aseguró que a partir de 2016 tendrán "miedo" los "chorros" y los "vagos".

"A partir de 2016, miedo van a tener que tener los chorros, porque el Estado va a tener la vocación de servicio de brindar más seguridad; miedo tienen que tener los vagos, porque vamos a construir una Argentina de trabajo y no donde algunos pretenden parasitar", enfatizó Massa.

El dirigente opositor agregó que "miedo tiene que tener los que no creen que la educación construye la igualdad de oportunidades; miedo tienen que tener aquellos que quieren seguir viviendo con la idea de una Argentina dividida, porque la que viene es una Argentina plural".

"A los que dicen que vamos a derogar la AUH les digo que hoy sólo es un decreto que se actualiza según el funcionario de turno", advirtió Massa.

El diputado opositor explicó: "lo que nosotros planteamos en el parlamento es la idea de que (la AUH) sea por ley, porque es la forma de que no sea discrecional sino un derecho".

En declaraciones a Rock&Pop, Massa consideró por otra parte que la petrolera nacionalizada YPF será "una gran herramienta" y descartó una reprivatización.

Sin embargo, consideró que se deben hacer modificaciones en su manejo porque "la política energética no puede constituirse desde la petrolera".

"Si vemos lo que pasó desde la recuperación de la empresa hasta acá, lo que vemos es un enorme aumento de la nafta. Necesitamos a YPF activa y produciendo sobre Vaca Muerta, pero además trabajando con otras compañías", agregó.

Por otra parte, Massa insistió en que hay temas más importantes que debatir en torno a declaraciones del dirigente oficialista Alex Freyre, quien advirtió que un triunfo opositor impactaría de manera negativa en la entrega de medicamentos contra el HIV.

"La misma semana que se discutía la frase de un asesor de (Amado) Boudou, o no sé qué cargo tiene -en referencia a Freyre-, lo que pasaba es que había diez municipios que ponían en marcha un sistema de atención primaria, montado sobre los celulares para lograr capacidad de respuesta más rápida. Sin embargo, acá lo que hay es discusión de la coyuntura", señaló.

El precandidato presidencial se quejó de que "algunos quieren instalar el miedo de lo que vamos a perder o no, cuando en realidad Argentina camina hacia una democracia de acuerdos y de políticas de Estado, un camino elegido por gran parte de los argentinos".

En esta línea, Massa insistió: "la clave no está en ver cómo le pego un codazo en la boca a otro para que se lastime, sino en contar lo que el país necesita para romper con el paradigma de la Argentina dividida".

"Se trata de pararse en lo que necesita el país, y no en pararse sobre una vereda o la otra, porque la Argentina que viene tiene que tener al Estado como articulador y equilibrador de las diferencias entre los distintos sectores", subrayó.

Para Massa, ante esa situación "se empieza a valorar el trabajo que hacen todos los días los intendentes porque pueden cambiar la realidad de todos los días, y esto es un cambio de paradigma: de la Argentina del decir, a la Argentina del hacer".