Timerman: "¿Quién gana con la muerte de Nisman?”

El canciller advirtió que "están utilizando" el hecho "para atacar al Gobierno" y aseguró que “la Presidenta” no se benefició con su muerte.
Miércoles 11 de febrero de 2015
El canciller Héctor Timerman aseguró que ni él ni la presidenta Cristina Fernández se beneficiaron con la muerte del fiscal Alberto Nisman, y advirtió que "están utilizando" el hecho "para atacar al Gobierno".

"¿Quién gana con Nisman muerto? Yo no, tampoco la Presidenta", señaló Timerman durante una entrevista con el diario estadounidense The Washington Post, en la que, además, sostuvo que "no especula" con las causas porque no tiene "ninguna información".

El ministro de Relaciones Exteriores reiteró que era "falsa" la denuncia de Nisman por encubrimiento en el marco de la causa AMIA, y dijo que "fue terrible que (Nisman) no pueda ir al Congreso a responder".

"Sé que los periodistas necesitan a un político para dar respuestas, pero no voy a dar una sin la información correcta. Creo que están utilizando la muerte del señor Nisman para atacar al Gobierno", aseveró el canciller al ser consultado sobre si Irán podría estar involucrado en la muerte del fiscal.

En ese contexto, apuntó a "los líderes de la oposición", aseguró que "dejan afuera a la familia" del fiscal, y afirmó que "sin dudas, las personas que más sufrieron son las niñas, la madre del señor Nisman".

"Si la acusación de Nisman era falsa, quién puede pensar que yo o la Presidente podríamos querer que Nisman muera un día antes de ir al Congreso a responder preguntas sobre la acusación. Cuando Nisman murió, Interpol ya había rechazado sus acusaciones como falsas y los expertos en petróleo habían confirmado que era imposible para Argentina usar petróleo iraní. Así que, para mí, fue terrible que no pueda ir al Congreso a responder", insistió.

El funcionario aseguró que el Gobierno siempre confió en los informes del fallecido fiscal con respecto a la investigación por el atentado a la sede de la AMIA, y por eso "ayudamos al juez a obtener las alertas rojas".

Timerman negó además que los Estados Unidos hayan ofrecido ayuda para investigar la muerte del fiscal, aunque puso reparos a que eso pueda llegar a ser una solución.

"Hay un problema, a veces, con los Estados Unidos. Los Estados Unidos piensan que pueden tener una solución a todos los problemas, en todos los países del mundo. Yo no creo eso. Pero, hasta ahora, no he recibido ninguna oferta del FBI (Federal Bureau of Investigation)", dijo. Por último, Timerman volvió a defender el acuerdo firmado con Irán, y calificó de "ridículo" la idea de que haya negociado un acuerdo económico a cambio de encubrir a los sospechosos del ataque a la AMIA.

"Yo no tengo que demostrar mi historia. Está ahí si quiere mirarla. No necesito demostrar que apoyo la defensa de los derechos humanos. Lo mismo con mi Gobierno. Por eso es ridículo pensar que presenté un acuerdo económico a cambio de olvidar el caso", aseguró.