Tres alumnos se quedaron dormidos en el aula tras tomar tereré con drogas

El hecho ocurrió en el cuarto año del bachillerato de un colegio de la localidad de Oberá.
Sábado 11 de abril de 2015
Tres alumnos de cuarto año del Bachillerato con un colegio de la localidad misionera de Oberá, se durmieron en el aula durante una clase tras consumir un ansiolítico mezclado en el agua fría del tereré, confirmaron los directivos del establecimiento educativo.

El incidente se registró el jueves en el Bachillerato con Orientación Laboral Polivalente (BOLP) 10, en el turno tarde, que funciona en el populoso barrio Cien Hectáreas donde, al igual que en la mayoría de colegios de Misiones, estaba autorizado el consumo de mate o tereré.

Las tradicionales infusiones, que se preparan con agua caliente o fría a base de yerba mate, forman parte de la rutina de los misioneros, sin distinción de edad, aunque en el BOLP 10 las autoridades decidieron prohibir el consumo ante el hecho denunciado.

El director a cargo del establecimiento, Marcelo Mambrín, dijo que "alrededor de las 16.30 del jueves una profesora notó que un grupo de chicos estaban dormidos en el curso y los empezó a llamar. Eran tres y tardaron en reaccionar".

"Después se charló con ellos y comentaron que habían consumido pastillas", al parecer clonazepam, señaló. A raíz del incidente, el directivo labró un acta y convocó a los padres de los alumnos involucrados para comunicarles lo sucedido, sin descartar la aplicación de sanciones disciplinarias.

El directivo añadió en diálogo con el diario El Territorio que "es la primera vez que ocurre un hecho de estas características en el colegio y para nosotros es algo grave".

"Chocamos con la imposibilidad de revisar a los alumnos en la entrada, pero a partir de este hecho se decidió prohibir el mate y el tereré en el colegio", señaló.

La preocupación de los docentes derivó además en la organización de un ciclo de charlas para la prevención de adicciones, con la participación de los padres, además de extremar las medidas para controlar las actividades de los alumnos dentro y fuera del establecimiento.