La empresa de radio taxi no tiene registro del viaje

El hecho ocurrió el pasado sábado cuando la víctima tomó el auto a la salida de un bar en Alvarez Thomas y Federico Lacroze, en el barrio de Colegiales y el hombre aprovechó un momento en el que ella se quedó dormida.
Lunes 20 de abril de 2015
La empresa de radio taxi en la que trabajaba el taxista acusado de violar a una joven de 20 años el último sábado dijo que no tiene registrado ese viaje.

La empresa Radio Taxi Premium dio a conocer este lunes un comunicado oficial en el que informó que se enteraron del caso por los medios y que no tienen datos de ese viaje.

"La empresa Radio Taxi Premiun hace saber que en cuanto a los hechos relacionados con la denuncia de violación radicada en la Seccional 41, que se comunica lo siguiente: que la empresa se ha enterado de la situación a través de los medios; que no cuentan con datos del viaje; que están a total disposición de la justicia para cooperar en la averiguación de los hechos y que lamentan profundamente la situación ocurrida", se indicó en un comunicado.

Mientras, los investigadores continuaban buscando hoy al hombre del que no se conoce la identidad y trascendió el número de la patente del taxi que sería 661.

El hecho ocurrió el pasado sábado cuando la joven de 20 años, según contó en su declaración, tomó el taxi a la salida de un bar en Alvarez Thomas y Federico Lacroze, en el barrio de Colegiales y el hombre aprovechó un momento en el que ella se quedó dormida y la violó.

"Le dijo que si gritaba, él la bajaba, la cagaba a trompadas y le pasaba con el auto por encima", aseguró ante la prensa María Elena Leuzzi, titular de Ayudas de Víctimas de Violación (AViVi).

Leuzzi contó además que luego del abuso sexual, el taxista intentó robarle el celular, pero que no se lo llevó porque ella le recriminó que ya le "había arruinado la vida".

La chica subió al taxi alrededor de las 6:00 luego de juntarse con otras adolescentes en un bar, le dio la dirección de su casa al chofer, y enseguida se quedó dormida.

Un rato más tarde, la chica se despertó y se encontró con el conductor encima de ella.

En ese momento la joven le dijo:"Tengo SIDA, no me haga nada", intentando asustarlo para que depusiera su actitud, pero fue en vano. Luego de la violación el hombre le ordenó a la víctima bajarse del auto y le dijo que si gritaba la iba a golpear y atropellar.

Así fue como la chica bajó del taxi en la intersección de Artigas y Arregui, en el barrio de Villa del Parque donde pudo llamar a su familia, que la trasladó al Hospital Alvarez.

Allí la joven fue revisada y recibió el kit contra enfermedades sexuales.

La familia de la víctima hizo la denuncia en la comisaría 41°.