La boleta electrónica hizo su debut en la Ciudad

La nueva modalidad hará que el recuento de votos sea más rápido. Las autoridades destacan que las máquinas no almacenan información ni están conectadas a ningún tipo de red de transmisión de datos.
Domingo 5 de julio de 2015
Los votantes porteños tuvieron hoy su debut en las urnas con la boleta única electrónica, modalidad que permitirá que el recuento de los votos sea más rápido y, por lo tanto, el escrutinio provisorio concluya pocas horas después del cierre de las mesas.

Aunque los votantes de la Ciudad tendrán que adaptarse al nuevo sistema, también deberán recordar cómo se sufraga en papel ya que para los cargos nacionales todavía se mantendrá el clásico sistema.

Con el mismo objetivo, el sitio oficial del Gobierno de la Ciudad cuenta con un simulador online de voto con boleta única electrónica.

"Es como un cajero electrónico", lo definen tanto los funcionarios porteños como los de los otros distritos en los que ya se aplica la modalidad.

Actualmente, el voto electrónico con boleta única es utilizado por la provincia de Salta en su conjunto, la ciudad fueguina de Ushuaia y el departamento cordobés de Marcos Juárez.

El sistema debutante contará con biombos en los que estarán ubicadas las máquinas, en cuyas pantallas los votantes podrán realizar las combinaciones posibles para la votación a jefe de Gobierno, legisladores locales y comuneros.

Al arribar al lugar de votación con su documento, las autoridades de mesa le entregarán al ciudadano una boleta en blanco que contiene un chip y un troquel con un código, que será recortado por el presidente para luego comprobar que sea la misma que le entregó.

Esa boleta es ingresada en la máquina y, a partir de allí, el votante podrá elegir si quiere votar a una lista completa o si, en cambio, quiere hacer corte de boleta.

Si elige la primera opción, verá en la misma pantalla todas las opciones electorales de la siguiente manera: el logo del espacio junto a las fotos de los candidatos a jefe y vicejefe de Gobierno y al primer postulante a legislador.

Una vez elegida la lista, el votante podrá modificar su voto, antes de que haya impreso su opción.

En caso de que elija el corte de boleta, el ciudadano irá eligiendo los candidatos por cada uno de los cargos que se renueven.

Si el elector no se quiere inclinar por ninguno de los postulantes, tendrá la opción de voto en blanco.

Una vez concluido el acto, la máquina imprime sobre el revés de la boleta en blanco lo que el elector haya decidido, así como también registra la misma información en el chip.

Para control del sufragante, se puede colocar el chip cerca de un lector y corroborar en la pantalla que lo que haya sido impreso sea lo mismo que figure en el pequeño dispositivo electrónico.

Al salir del cuarto oscuro con la boleta doblada por la línea punteada, las autoridades de mesa chequean con el troquel retirado anteriormente que el papel sea sido el mismo que se entregó al arribar al lugar de votación.

Tras ello, el votante se queda con el comprobante de que concurrió a sufragar y deposita en la urna su boleta, tal cual lo venía realizando anteriormente con el sobre.

Concluido y cerrado el acto electoral, las autoridades de mesa abren las urnas y, tras configurar las máquinas en el modo recuento, pasan uno a uno los chips sobre el lector.

La tecnología de las boletas está diseñada para que el pequeño dispositivo electrónico se "bloquee" una vez que ese voto fue contado, para evitar que, ante una distracción, se dupliquen los sufragios durante el escrutinio.

Las autoridades que ya aplican esta modalidad destacan que las máquinas no almacenan información, ni están conectadas a ningún tipo de red de transmisión de datos, para reducir el riesgo de cualquier tipo de acto vandálico sobre los resultados de los comicios.

"El voto electrónico y la boleta única favorecen tanto al votante como a los partidos políticos, sobre todo a los partidos chicos y nuevos. Esperamos que se instale este sistema a nivel nacional, para acabar con los aparatos. Con esta modalidad, la gente va y vota a la mejor opción", concluyeron autoridades poteñas.