"Brochero es el ejemplo" del país "que queremos"

Así lo aseguró el presidente Mauricio Macri al participar del homenaje al primer santo argentino canonizado por el Papa Francisco.
Martes 26 de enero de 2016
El presidente Mauricio Macri, afirmó hoy que el sacerdote José Gabriel Brochero, "es el ejemplo de la Argentina queremos", al participar de la misa que ofició el el cardenal Mario Aurelio Poli en homenaje al primer santo de nuestro país canonizado por el Papa Francisco.

"Brochero es un ejemplo de la Argentina que queremos. Él apostó en el futuro, creyó en los cordobeses, trabajó cerca de la gente, fue un hombre positivo, siempre creyó en lo que hacía y eso es a lo que necesitamos, apostar a futuro", afirmó el mandatario en declaraciones formuladas en la Villa Cura Borchero.

Macri llegó minutos antes de las 10 al predio "LaProvidencia", donde se construye la capilla en homenaje al Cura Brochero, donde Poli concelebró la misa junto a los obispos de Córdoba, Carlos Ñañes; de Cruz del Eje, Santiago Olivera, y de San Juan, Alfonso Delgado.

El jefe de Estado participó de la celebración religiosa junto al gobernador Juan Schiaretti; el Jefe de Gabinete, Marcos Peña; el ministro de Comunicaciones, Oscar Aguad; el intendente de la capital cordobesa, Ramón Mestre, y el jefe comunal local, Gustavo Pedernera.

Cada 26 de enero, aniversario de la muerte de José Gabriel Brochero, ocurrida en 1914, la villa ubicada en traslasierras recibe a una multitud de feligreses en la misa de clausura de la llamada Semana Brocheriana, con el cura que acaba de ser canonizado por la Iglesia Católica.

Se espera que Brochero —que vivió en el valle de Traslasierra, se dedicó a los pobres, murió leproso y ciego— sea declarado oficialmente santo por el Vaticano, desde en marzo se hará el anuncio formal.

De esta manera, la Iglesia Católica reconocerá como milagro la rápida recuperación, sin explicación médica, de la niña sanjuanina Camila Brusotti, que sufrió un infarto masivo en el hemisferio cerebral derecho tras una golpiza brutal dada por su madre y su padrastro.

Al finalizar la misa, el Jefe de Estado, se trasladó junto a Schiaretti y Mestre hacia la capital provincial, para encabezar la reunión del gabinete, junto con los funcionarios cordobeses.