Bonadio pone la mira sobre funcionarios K

El juez federal tiene a su cargo acusaciones contra De Vido, Vanoli y Aníbal Fernández. Antes de ser separado, además, promovió la causa Hotesur contra Cristina Kirchner.
Miércoles 27 de enero de 2016
Claudio Bonadio encarará desde la semana que viene un primer semestre cargado, en el que deberá tratar acusaciones contra los ex ministros Julio De Vido y Aníbal Fernández y el ex titular del Banco Central Alejandro Vanoli, entre otros.

Bonadio instruye un sinnúmero de causas, pero varias de las más sensibles contra hombres del Gobierno que dejó la gestión el 10 de diciembre. La que promete novedades en el corto plazo es la que involucra al ex jefe de Gabinete Aníbal Fernández, acusado por ser parte de irregularidades en la licitación del Plan Qunita, un kit para embarazadas que según denunció la legisladora Graciela Ocaña fue distribuido con sobreprecios de casi el 100%. Además del entonces jefe de Gabinete, fueron imputados el ministro de Salud Daniel Gollán y su antecesor en el cargo y actual gobernador de Tucumán, Juan Manzur.

Según Ocaña, lo que en su momento la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner dijo que se trató de una licitación de $ 7800 por kit, en realidad en los comercios minoristas se vende a $ 4100. La mayoría de los kits fueron comprados a la firma Fasano SRL, dedicada a los negocios inmobiliarios y que en 2014 sólo facturó $ 6000. Las otras licitadas fueron Dromotech, Compañía Comercial Narciso, Diela, Fibromad y Delta Obras.

Aníbal Fernández declaró en noviembre ante Bonadio y negó estar al tanto de los presuntos desmanejos financieros. Aseguró, además, que hubo 62 oferentes del Plan Qunita, que consistía en la entrega de un kit con una cuna, sábanas, toallas, ropa de bebé, un chupete, un mordillo, un termómetro digital, y cremas. Se cree que, tras llamar a indagatoria a más de 20 personas, una de las primeras decisiones que Bonadio podría tomar tras la feria sería ordenar el procesamiento de Fernández.

No obstante, hay otras causas que también pueden tener movimiento en el juzgado 11. Una de ellas es la que tiene como imputado al ex jefe del BCRA Alejandro Vanoli en el marco de la causa que investiga los contratos de dólar futuro y en la que el ex funcionario está acusado por presunta defraudación a la administración pública. En la misma, declaró el actual ministro de Hacienda y Finanzas Alfonso Prat Gay, quien explicó como se realizan las operaciones de ese mercado y también directivos de Rofex, que entregaron al juez el listado de compras y ventas llevadas a cabo. Bonadio también indagó en diciembre a Vanoli por presunto abuso de autoridad desde su antiguo rol en la CNV en una causa vinculada a Papel Prensa.

Julio De Vido, ex ministro de Planificación, también está bajo la lupa de Bonadio, que a mediados del año pasado mandó a allanar esa cartera, Enarsa e YPF, a raíz de una causa en la que se busca saber si se pagaron sobreprecios en la importación de Gas Natural Licuado. En paralelo, el fiscal Carlos Rívolo acaba de imputar al ex funcionario por la compra de un buque de GNL que no llegó al país y que costó u$s 57 millones.

Bonadio fue quien procesó al vicepresidente Amado Boudou por la compra de un auto con documentación falsa, al ex titular del PAMI Luciano Di Césare por administración fraudulenta, y además, quien motorizó la denuncia contra la familia Kirchner por el caso Hotesur. Luego de ser separado por la Cámara Federal, el caso pasó a manos del juez Daniel Rafecas.