Michetti: "El piso del Impuesto a las Ganancias es bajo"

La vicepresidenta reconoció que no alcanza para evitar la pérdida del poder adquisitvo pero aclaró que en comparación con la región "no estaríamos tan mal".
Domingo 21 de febrero de 2016
La vicepresidenta Gabriela Michetti reconoció que el “piso de Ganancias es bajo” y no alcanza para evitar la pérdida del poder adquisitvo, aunque aclaró que en comparación con la región "no estaríamos tan mal".

También aseguró que el presidente Mauricio Macri revelará "indicios serios" del estado en que recibió a la Nación de manos del gobierno kirchnerista cuando ofrezca su primer discurso ante la asamblea nacional el primero de marzo.

Asimismo, señaló que "en estos primeros cien días estamos haciendo un diagnóstico detallado de la herencia recibida" y apuntó que "había mucha mentira sobre la mesa, muchas cosas escondidas".

"En las palabras que dará el Presidente ante el Congreso el primero de marzo ya va a poder aproximar bastante el diagnóstico con la información que fuimos recolectando", sostuvo Michetti.

La vicepresidenta indicó también, en una entrevista que publicó hoy el diario salteño El Tribuno, que encontraron "una situación estructural de la economía muy complicada".

"Creemos que tenemos que poner eso sobre la mesa una vez que tengamos todas las auditorías e investigaciones que estamos haciendo en estos primeros tres meses. Si bien nosotros sabíamos que veníamos a heredar una situación dura, en muchos sectores del Estado nos encontramos con un panorama aún peor de lo que pensábamos", adelantó.

Michetti señaló que esperaban revelar la información "con los datos serios para poner todo sobre la mesa y decir: Así estamos hoy, no nos mintamos".

"Seguramente el primero de marzo el Presidente va a dar indicios serios de lo que está pasando y de que problemas tienen los argentinos en la producción, en el empleo, en las deudas", añadió.

Pero, aclaró que "lejos de ponernos en una actitud de bajón a los ciudadanos, esta situación tiene que desafiarnos a tener una actitud de conjunto. Esto no es una cuestión de Cambiemos, es una cuestión de los argentinos".

Por otra parte, defendió el uso de decretos como una facultad que tiene el presidente y señaló que "en la medida en que el Congreso manifieste como hasta ahora su voluntad de debatir, de dar quórum y de no empantanar la actividad legislativa, no hay por qué sacar decretos, pero en la medida en que esto no ocurra, habrá que volver a pensar en los decretos".