La visita histórica de Barack Obama empieza con caos

Al finalizar la habitual marcha pacífica las opositoras "Damas de Blanco" intentaron caminar hacia otras calles fuera de su recorrido, donde se habían concentrado oficialistas que las increparon.
Domingo 20 de marzo de 2016
Un grupo de disidentes cubanos protagonizó una protesta contra el gobierno en La Habana horas antes de la llegada del presidente estadounidense Barack Obama. En Miami, la concentración fue realizada por centenares de exiliados.

Las Damas de Blanco asistieron a una misa en una iglesia mientras otros 10 disidentes se han reunido en un parque justo afuera, informa la agencia The Associated Press.

Dos hombres sostienen un letrero que dice: "Obama, viajar a Cuba no es divertido. No + violaciones d' derechos humanos".

Por su parte, la agencia EFE señala que unas 50 Damas de Blanco y otros opositores como el grafitero El Sexto o Antonio González Rodiles fueron arrestados en La Habana tras la habitual marcha dominical del grupo disidente femenino, que fue respondida con una contramanifestación de repudio por partidarios del Gobierno.

Al finalizar la habitual marcha pacífica a la salida de misa en la habanera Iglesia de Santa Rita, las Damas de Blanco intentaron caminar hacia otras calles fuera de su recorrido, donde se habían concentrado grupos afines al oficialismo que comenzaron a increparlas.

Durante el año pasado, las marchas semanales de la Damas de Blanco junto con otros opositores han sido dispersadas por contramanifestantes y luego la policía, que detiene a los disidentes por espacio breve.