Según el FMI, la economía argentina crecerá 2,7% en 2017

En su último informe pronostica que la inflación del año que viene será del 19,9% y la desocupación será del 7,4%.
Martes 12 de abril de 2016
La economía argentina caerá este año 1%, mientras que durante el próximo se recuperará y crecerá al 2,7%, en un contexto de elevada inflación, estimó hoy el FMI.

A través de su informe "Perspectivas Económicas Mundiales", que se difundió este martes en Washington, el organismo crediticio destacó que las medidas adoptadas por el Gobierno de Mauricio Macri "para corregir los desequilibrios macroeconómicos y las distorsiones microeconómicas, han mejorado las perspectivas de crecimiento a medio plazo, pero es probable que el ajuste genere una recesión leve en 2016".

Con relación a la inflación, el Fondo Monetario no incluyó un pronóstico para este año, pero vaticinó que trepará al 19,9% en 2017, muy por encima del promedio de los mercados emergentes (que es de poco más del 4%).

En su nuevo informe, el FMI aclaró que "los índices de precios de Argentina y Venezuela fueron excluidos", por cuestiones vinculadas con las estadísticas oficiales de ambos países.

El documento también brindó perspectivas sobre desocupación en el país: 7,8% para este año y 7,4% para el próximo.

Asimismo, el documento pronosticó que el resultado de la cuenta corriente argentina pasaría de un déficit de 2,8% del PBI a 1,7% en el año en curso, aunque aumentaría a 2,2%, el año próximo.

En este marco, el Fondo consideró que, a nivel mundial, "el crecimiento continúa, pero a un ritmo crecientemente decepcionante que deja a la economía mundial más expuesta a riesgos negativos".

Las nuevas proyecciones incluyen una "ligera" aceleración en el crecimiento global para 2016, de 3,2%, mientras que para 2017, de 3,5%.

Un punto de especial interés para la Argentina es la recesión de su principal socio comercial, Brasil, durante 2016 y 2017, según el FMI.

En tanto, para China, el organismo prevé que continúe la desaceleración del crecimiento, que sería de 6,5% este año y de 6,2% el próximo.

Para el Fondo, los factores que amenazan a la economía mundial son las "turbulencias" financieras, a partir de una alta volatilidad en los mercados, pero también la inestabilidad que de distintos países, como Siria.