"Satisfacción" de las familias de víctimas por procesamiento a Julio De Vido

Así lo manifestó Paolo Menghini, padre de una de las víctimas mortales de la tragedia de Once, tras conocer la decisión de Bonadio.
Martes 10 de mayo de 2016
El diputado y ex ministro de Planificación Julio De Vido quedó hoy procesado en la causa por la tragedia de Once, en la que murieron 51 personas, y familiares de víctimas del siniestro ferroviario expresaron "satisfacción" por la decisión del juez federal Claudio Bonadio.

El juez sostuvo en la resolución que De Vido y Simeonoff "tenían pleno conocimiento de la forma que era prestado el servicio por la empresa concesionaria".

"No resulta un dato menor al momento de evaluar la responsabilidad de Julio De Vido en los sucesos investigados que en el ámbito del Ministerio a su cargo funcionaba la Uniren, unidad que en casi nueve años de existencia, nunca se avanzó en la readecuación del contrato, a pesar de los incumplimientos del concesionario que ocasionaban un riesgos cada vez mayor en la explotación del servicio", aseveró en el fallo.

En tanto, Paolo Menghini, padre de una de las víctimas mortales de la tragedia de Once, dijo que los familiares recibieron con "satisfacción" la decisión del juez Bonadio de procesar a De Vido por el siniestro ferroviario.

"El camino recién empieza, pero es un paso que nosotros estábamos esperando que la Justicia diese hace muchos años", expresó el padre Lucas Menghini Rey.

"Es un resultado más de esta lucha que en absoluta paz, pero sin dar un segundo de respiro y con el respeto por la Justicia, por sus tiempos, pero siempre con la misma convicción, hemos llevado adelante", agregó.

El mes pasado, al concurrir a declaración indagatoria, De Vido presentó un escrito en el que deslindó responsabilidades en la tragedia de Once y aseguró que no gestionaba ni controlaba el transporte ferroviario.

El ex funcionario kirchnerista, que recusó al juez Bonadio y planteó la nulidad de su llamado a indagatoria, descartó cualquier participación en actos que implican a los ex secretarios de Transporte Ricardo Jaime y Juan Pablo Schiavi, y consideró que el siniestro ferroviario fue responsabilidad exclusiva del maquinista Marcos Córdoba.