"Está demostrado que Nisman no disparó, fue un homicidio"

La jueza federal de San Isidro, Sandra Arroyo Salgado, le respondió a Viviana Fein, que se inclinó por un suicidio inducido o instigado. Afirmó que la investigación está "empantanada".
Jueves 19 de mayo de 2016
Sandra Arroyo Salgado salió al cruce de las declaraciones de Viviana Fein , la ex fiscal que investigó la muerte de Alberto Nisman , quien sostuvo que era "muy probable" que el ex titular de la UFI-AMIA haya sido inducido o instigado a suicidarse.

"No hay duda en el expediente de que Nisman fue víctima de un homicidio, esto está probado. La prueba debe ser valorada integralmente, hay una variedad de ingredientes que uno analiza y no puede concluir otra cosa de que Nisman fue asesinado", afirmó la ex esposa del fallecido fiscal, que tiene a su cargo una de las querellas en la causa.

Arroyo Salgado dejó en claro que los peritajes del arma y de la mano de Nisman "demostraron" que el ex fiscal del caso AMIA no disparó la Bersa calibre 22. "Hay prueba científica que fue analizada y evaluada, además de la mancha de sangre, el video de la autopsia, los rastros que se encontraron en el cuerpo de Nisman, el peritaje del arma, las muestras de la mano de Nisman que no tenían rastros de pólvora, demostraron que él no disparó ese arma", resaltó la magistrada.

Y agregó: "Por otra parte, el análisis de las computadoras y celulares de Nisman demostraron que hubo maniobras de borrado con posterioridad a la muerte. ¿Quién las hizo? ¿Por qué hay llamadas de Whats App en los celulares de gente cercana a él y no estaban en los aparatos de Alberto? Nisman no pudo hacerlo porque ya estaba muerto".

Esta mañana Fein aseguró que "es muy probable" que Nisman haya sido "inducido o instigado" a suicidarse. En una entrevista radial, la ex representante del Ministerio Público vinculó su hipótesis con las sugestivas comunicaciones que hubo entre agentes de la ex SIDE, el ex jefe del Ejército, César Milani , y el ex espía Antonio Jaime Stiuso, durante el día en que apareció el cuerpo de Nisman con un balazo en la cabeza.

Al ser consultada sobre los dichos de la ex fiscal de la causa, Arroyo Salgado volvió a cuestionar con dureza el trabajo de Fein y la acusó de direccionar la investigación a la hipótesis del suicidio. "Entiendo que lo que sostiene la doctora Fein lo tendría que haber dicho por escrito en el expediente", señaló.

Además, dijo que Fein no solo tenía "una postura tomada" sobre la muerte de Nisman sino que, además, actuó con "mala intencionalidad" y se quejó de que la jueza Fabiana Palmaghini haya desoído durante meses los reclamos de la querella.

Tras el pase de la causa al fuero federal, Arroyo Salgado dijo que la investigación se encuentra "empantanada". "No sabemos dónde va a continuar y en manos de quién", afirmó.