Lázaro Báez presentó un escrito y apuntó contra funcionarios K

Pidió que se investigue a "todos los adjudicatarios de obras públicas del país y a los órganos del Estado" encargados de controlarlos. Y dijo que el juez "no probó ningún hecho" en su contra.
Lunes 30 de mayo de 2016
El empresario Lázaro Báez presentó hoy un escrito en la causa por lavado de dinero que lo mantiene detenido, en el que cuestionó al juez federal Sebastián Casanello, al advertir que "no probó ningún hecho" en su contra y tiene "una visión sesgada" de los hechos.

"Primero se decidió encarcelarme y solo luego de ello seintentó justificar -hasta el momento infructuosamente- motivo que sirviera de justificante para proceder de tal manera", arremetió Báez, quien lleva detenido más de un mes en el penal de Ezeiza.

El dueño de Austral Construcciones rechazó las "falsas imputaciones" en su contra y negó que su empresa insignia haya sido la mayor beneficiada con la obra pública durante el kirchnerismo.

En ese sentido, recordó que según informaciones aportadas por el gobierno nacional, "todas las empresas que integran el grupo Austral se encuentran en el puesto 36" de las compañías que recibieron obras.

Báez recalcó que Angelo Calcaterra, primo del presidente Mauricio Macri, figura en el tercer lugar de esa lista.

Por ello, el empresario detenido consideró que la "impropia virulencia jurisdiccional desplegada" sobre su persona y sus "empresas debería desplegarse también sobre" los otros contratistas del estado.

"¿Cómo debe analizarse la actuación de funcionarios públicos,empresarios, diputados y senadores en el tiempo que Vuestra Señoría pone en sospecha bajo el inadmisible ethos al cual se viene haciendo referencia?", cuestionó.

En ese sentido, su hijo, Leandro Báez, recusó la semana pasada a Casanello por direccionar la investigación hacia su familia y no sobre exfuncionarios imputados, entre ellos, la expresidenta Cristina Kirchner.

"Las referencias de los funcionarios tendientes a justificar mi arbitraria detención debe implicar el sinceramiento del objeto procesal de esta causa, o bien Vuestra Señoría debe aceptar que está incurriendo en una inaceptable excursión de pesca cuyo único objetivo, reitero, es mantenerme preso a como dé lugar", agregó Lázaro Báez en el escrito al que tuvo acceso NA.

"Debe tenerse en cuenta que la Administración, al seleccionar a sus contratistas, lo hace según un procedimiento preestablecido en las leyes y reglamentos administrativos", subrayó el empresario.

En ese sentido, y sin mencionar a Cristina Kirchner, explicó que la "modalidad de contratación" de obra pública "se inscribe en el marco de las políticas de Estado fijadas por los representantes del Poder Ejecutivo Nacional en los últimos períodos de gobierno".

"En el contexto aludido, parecería que el procesamiento en esta causa y la prisión preventiva dictada a mi respecto responde a fines vindicativos o propenden a cuestionar las políticas de Estado y/o de control adoptadas por los últimos gobiernos", evaluó.

A la vez, Báez enfatizó: "Los actores centrales de ello no somos nosotros sino los máximos responsables del Poder Ejecutivo Nacional, los funcionarios de las carteras más importantes, los distintos actores del Congreso (Diputados y Senadores, nacionales y provinciales), y los demás funcionarios de la Administración Pública de todos los partidos políticos sobre quienes reposaba el deber de control".

En tanto, reclamó una audiencia a la Sala II de la Cámara Federal, tribunal que debe resolver no solo la recusación de Leandro Báez contra Casanello, sino los procesamientos por lavado de dinero contra el empresario y demás implicados en el caso por lavado de dinero.