Murió la beba que había tomado ácido por accidente

La pequeña acompañaba a su mamá mientras ésta se realizaba un control médico y en un descuido ingirió líquido tóxico.
Martes 7 de junio de 2016
La pequeña de un año que había tomado ácido por accidente en el dispensario municipal Santa Teresita, donde se atendía su madre, murió hoy por las quemaduras.

El pasado jueves 26 de mayo, la pequeña acompañaba a su mamá mientras ésta se realizaba un control médico de su embarazo en el citado centro de salud.

En un descuido, la nena comenzó a deambular dentro del consultorio y habría ingerido un ácido que se utiliza en ginecología, produciéndole quemaduras, convulsiones y un paro cardíaco.

Luna fue trasladada al Hospital Español, donde había quedado internada en la sala de terapia intensiva en estado grave.