Falta de GNC en estaciones: malestar entre los taxistas

El Ministerio de Energía dispuso suspender el expendio entre durante varias horas. Reiteró el pedido a las industrias de reducir consumo. Las primeras quejas no tardaron en llegar.
Jueves 30 de junio de 2016

El Comité de Emergencia convocado por el Ente Nacional Regulador del Gas dispuso que se restrinja "el suministro de GNC en las estaciones de todo el país desde las 18 hasta las 23 horas", ante la reducción de la entrega de gas a la Argentina de entre 8 y 11 millones de metros cúbicos de gas diarios por parte de Bolivia.

El ente del cual participan empresas distribuidoras, productores, transportistas y grandes consumidores informó además que solicitó a las industrias "realizar el máximo esfuerzo de reducción de sus consumos de gas, con el objetivo de preservar el abastecimiento a los hogares, hospitales y escuelas de la República Argentina".

Según se indicó en el comunicado, "la situación de merma en el envío de gas responde a problemas en un yacimiento del vecino país y a la necesidad de priorizar el abastecimiento a la República Federativa de Brasil y al propio mercado interno de Bolivia, ajustando las entregas a la Argentina".

Asimismo, indicó que reitera "la convocatoria a los usuarios, hoy más que nunca, a hacer un uso responsable del gas natural, considerando estos motivos de fuerza mayor".

No es la primera vez que las autoridades solicitan reducir el consumo de gas. El Ministerio de Energía había ordenado a las industrias el 31 de mayo y el 8 de junio pasados disminuir la demanda de gas "con el objetivo de llegar a cero en el menor tiempo posible para preservar el abastecimiento a hogares, hospitales y escuelas".

Los primeros en manifestar sus quejas fueron los taxistas. "Con nafta no podemos trabajar porque lo haríamos a pérdida. La restricción de GNC afecta el servicio nocturno", explicó esta mañana uno de los taxistas perjudicados.

Por su parte, Raúl Castellanos, secretario de la Cámara de Empresarios de Combustibles, sostuvo esta mañana en diálogo con Radio La Red: "Ha sido algo realmente fuerte para nosotros. No lo esperábamos y tiene un efecto negativo para la actividad".

"No sabemos si la historia va a terminar aquí o va a haber una nueva restricción. Pero es inconveniente. Es un verdadero problema para nosotros y también para el consumidor", dijo Castellanos.

Y agregó: "Debería haber cierta anticipación. Nadie nos asegura que esto no vuelva a suceder".