Belgrano: inundación por la rotura de un caño de agua

El imprevisto se registró cuando un grupo de operarios cambiaba una válvula en un caño de agua en el barrio porteño. Canal 26 estuvo con los vecinos.
Jueves 25 de agosto de 2016
Un imprevisto registrado cuando un grupo de operarios cambiaba una válvula en un caño de agua en el barrio porteño de Belgrano provocó hoy inundaciones en la zona, donde debieron cortar el suministro y suspender el servicio del tren Mitre, ramal Tigre.

El hecho se registró a las 11 en la calle José Antonio Sucre al 1600, donde operarios de la empresa Aysa trabajaban en el cambio de una válvula "de 1100 mm de diámetro", reportó la compañía en un comunicado.

A raíz del imprevisto, el agua inundó la zona y alcanzó las vías del tren Mitre, donde llegó hasta el tercer riel, por lo que debió interrumpirse el servicio del ramal Tigre.

La empresa Aysa sostuvo que por los trabajos suspendió el servicio de agua hasta las 18 en la zona comprendida por las avenidas Alcorta, Dorrego, Del Libertador, Intendente Bullrich, Santa Fe y Juan B. Justo, y las calles Mercedes, Griveo, De Los Constituyentes y Monroe.

Fuentes de la empresa manifestaron que a raíz del imprevisto debieron vaciar parte de la cañería y los sumideros no alcanzaron a evacuar el agua, lo que provocó inundaciones en la zona.

La empresa Trenes Argentinos Operaciones, dependiente del ministerio de Transporte, reportó en un comunicado que desde las 11 no se prestaba el servicio del ramal Tigre con recorrido completo "debido a la rotura de un caño maestro de Aysa, que provoca el anegamiento total de vías en el paso a nivel Sucre, ubicado entre las estaciones Belgrano C y Lisandro de la Torre".

A raíz del inconveniente, expresó la compañía ferroviaria, el servicio se prestaba entre la estaciones Tigre y Belgrano C.

Asimismo, manifestó que "por cuestiones de seguridad la operadora se vio obligada a cortar la energía del tercer riel del tramo mencionado, para evitar cualquier tipo de incidente".

"El servicio podrá reestablecerse con normalidad una vez que Aysa logre reparar el caño y la pérdida de agua que ocasiona", advirtió la empresa ferroviaria.