Escándalo por "sexting" de ex legislador de EE.UU.

Chateaba con una chica de 15 años. Por su adicción a los mensajes de texto sexuales primero acabó con su carrera política, luego perdió a su esposa y ahora puede perder su libertad. Revuelo y escándalo.
Jueves 22 de septiembre de 2016
Hasta 20 años de cárcel podría enfrentar Anthony Weiner si es acusado formalmente de conducta sexual indebida con una menor de edad, según han expresado varios expertos y hasta el mismo gobernado Andrew Cuomo, luego que saliera a la luz el testimonio de una menor de 15 años que asegura -aportando pruebas- que mantuvo una relación online con el excongresista.

“El gobierno federal es muy estricto cuando se trata de ofensas sexuales que afectan a niños“, declaró la abogada Renee Hill al New York Post, en referencia a que éste podría enfrentarse a cargos criminales por mandar contenido sexual a la menor.

Además de mandar fotos subidas de tono (en las que podía verse al expolítico sin camiseta o sus manos sujetando su entrepierna), Weiner supuestamente le pidió a la joven que se desnudara o que se vistiera “como una colegiala”. También le habría pedido que participara en sus “fantasías de violación”.

Cuomo compartió ayer la posibilidad de que Weiner sea juzgado por su comportamiento. “Si esta información es verdadera, es algo posiblemente criminal y asqueroso. Y francamente ya he escuchado suficiente sobre Anthony Weiner y creo que todos los neoyorquinos opinan lo mismo”, declaró el mandatario.

No obstante, la joven declaró que no va a presentar cargos porque reconoce que su sexting fue consentido y que sólo decidió sacar a la luz su relación cuando se publicó la foto de Weiner mandando mensajes eróticos a otra mujer con su hijo acostado a su lado.

El polémico excongresista no desmintió el intercambio de mensajes eróticos con la menor aunque insinuó en un comunicado ser víctima de un engaño.

“He demostrado repetidamente un mal criterio para elegir las personas con las que me comunico online y sobre los mensajes que envío. Estoy profundamente arrepentido y con el corazón roto por las personas a las que he hecho daño. Aunque he provisto al Daily Mail con información que muestra que probablemente he sido sometido a un engaño, no puedo culpar a nadie salvo a mí mismo por ponerme en esta situación. Lo siento”, declaró Weiner.