Día de la madre: proyectan que el consumo se recuperará 25%

Se trata del segundo festejo más importante comercialmente, detrás de las fiestas de fin de año. En esta oportunidad hay mucho optimismo por revertir la caída en las ventas que se observó durante todo el 2016.
Sábado 8 de octubre de 2016
Los artículos más elegidos para el próximo Día de la Madre, como marroquinería, bijouterie y accesorios, aumentarán sus ventas hasta 25% interanual, según un relevamiento del Instituto de Estudios de Consumo Masivo (INDECOM), a una semana de la celebración de esa fecha clave.

Empresarios y comerciantes esperan un repunte en la caída interanual del consumo, que en lo que va del año se ubicó entre 10% y 15%.

Miguel Calvete, presidente de esa consultora de estadísticas, destacó que "tras las notorias bajas en el consumo que se produjeron durante los últimos 12 meses, motivadas por la inflación y el aumento de tarifas, empresas y comerciantes parecen haber moderado las subas de precios en busca de una nueva plataforma de despegue", en diálogo con NA.

INDECOM realizó un sondeo sobre 267 comercios mayoristas y minoristas de rubros como indumentaria, calzado, marroquinería, perfumería, electrónica, bijouterie, bombonerías y florerías ubicados en avenidas comerciales y shoppings.

Las zonas relevadas fueron Capital Federal, Gran Buenos Aires, Córdoba, Mar del Plata, Rosario, Santa Fe y Mendoza.

También se relevaron portales de ventas online y se trabajó sobre estadísticas de las diferentes cámaras empresarias.

Según el sondeo, los mayoristas (sobre todo los de marroquinería, bijouterie y accesorios) reconocen que recibieron hasta 25% más de pedidos de mercadería de los comercios pequeños de cara a la celebración.

En ese punto el estudio destaca que "si bien el Día de la Madre es el segundo festejo más importante comercialmente (detrás de las fiestas de fin de año) en esta oportunidad hay mucho optimismo por
revertir la caída en las ventas que se observó durante todo el 2016".

El informe determinó que "este año hay muchos productos que subieron sus precios proporcionalmente mucho menos que otros" y detalló que "la suba promedio interanual se ubica en el 24,3%, registrando un piso de un 15,3% (por ejemplo en prendas de vestir como polleras, remeras o lencería y en marroquinería), y hasta un 33,4 % en artículos importados (joyas, alhajas y perfumes).

"En el caso de la mayoría de los productos importados (si bien se registran subas como producto de la devaluación) la liberación del cepo cambiario y el fin de las prohibiciones impuestas por el anterior Gobierno Nacional contuvieron bastante los precios", consignó el reporte.

En un trabajo anterior, INDECOM ya había proyectado que "habría un repunte del consumo en el último trimestre del año" y estimaba "una recuperación en los volúmenes de ventas del próximo semestre, a la vez que el PBI registraría una alza de más del 2,5% en 2017".

Calvete se entusiasmó incluso con que "este día de la madre aparece como un punto de inflexión ideal para dar comienzo a esa reactivación económica".

También consideró "muy importante que el Gobierno Nacional haya extendido el plan estatal de financiación Ahora 12".

Señaló que "el pago en cuotas -sobre todo sin interés- es uno de los mecanismos más usados por los clientes para ganarle a la inflación y no sentir tan fuerte el impacto en el bolsillo".

En 2015 las ventas minoristas estimadas alcanzaron los $802.800 millones, de los cuales el 35% se pagó en efectivo, el 20% con tarjeta de débito y el 45% con crédito.

Calvete dijo que "si a eso se le suma la coherencia que han demostrado, a priori, la mayoría de las empresas y comercios en cuanto a las subas de precios de cara a la celebración del próximo 16 de octubre sería inevitable no caminar hacia una nueva senda de crecimiento en el consumo".