"No creemos en la hipótesis del suicidio" de Viroche

Así lo aseguró la sobrina del cura que fue hallado ahorcado en su iglesia, quien aseguró que su muerte tiene que ver con las denuncias que había hecho sobre el avance del narcotráfico en el interior de Tucumán.
Lunes 10 de octubre de 2016
La sobrina del cura Juan Viroche, quien fue hallado ahorcado en la iglesia Nuestra Señora del Carmen de la localidad tucumana de La Florida, aseguró que a su tío lo asesinaron, en oposición a la hipótesis que manejan los investigadores sobre un posible suicidio.

"Nuestra intención era no decir nada pero en las últimas horas sentimos que nosotros también teníamos que dar nuestra opinión sobre lo que había pasado. Además, quería hablar para pedir que respeten nuestro momento de dolor", señaló Gisela Viroche.

La sobrina del sacerdote dijo: "Nos han estado llamando a toda hora y hay cámaras que nos esperan en la esquina de la casa".

"Acabamos de enterrar a un familiar muy querido, necesitamos tranquilidad. Además, estamos con muchísimo miedo. Ya no sabemos en quien confiar", señaló en declaraciones a la Gaceta de Tucumán.

Sobre la posibilidad de que su tío se haya quitado la vida como sostienen los investigadores, la sobrina del cura expresó: "No creemos de ninguna manera en la hipótesis del suicidio. Mi tío amaba la vida y amaba a Dios".

"Estaba preocupado por las amenazas que recibía, pero tenía proyectos por delante. Él no se mató", indicó.

La familia del cura cree que a Viroche lo asesinaron y la sobrina del sacerdote recordó un episodio que sufrió en la vía pública que ahora relaciona con lo ocurrido con su tío.

"Con su muerte, uno empieza a atar cabos. El 14 de septiembre un hombre se me acercó en la estación de servicio que está frente a la Plazoleta Dorrego y me dijo un montón de barbaridades", detalló.

En la continuidad de su relato, la joven precisó: "Después me quiso subir a su auto pero no pudo. Creíamos que se trataba de un degenerado, pero ahora creo que tuvo que ver con las denuncias que hacía mi tío".

En los últimos años, Viroche había denunciado el avance de las drogas en localidades del interior de la provincia.

"Él murió por esto, no por esas cosas que andan diciendo de que tenía mujeres o que había embarazado a una de ellas y otros inventos. En este momento y ante todo esto, nosotros nos vemos en la obligación de aclarar que son mentiras. No podemos dejar que ensucien su buen nombre", agregó.