EN LAS ÚLTIMAS TRES CAMPAÑAS DE CAMBIEMOS

Aportante trucha reveló cómo utilizaron su nombre para blanquear dinero

La ex empleada de empresa que trabaja con el Gobierno porteño reveló cómo su nombre fue utilizado para blanquear aportes en las últimas tres campañas de Cambiemos.
Domingo 22 de julio de 2018

Cambiemos - aportantes truchos

(Foto NA)

Una aportante trucha reveló cómo la empresa para la que trabajaba cedió su nombre a Cambiemos para que lo utilice en la campaña para las PASO de 2015, las Ejecutivas de ese año y las legislativas de 2017. Su denuncia se enmarca en el escándalo por cientos de aportantes falsos a la campaña del Gobierno.

 

Brenda Osso es una ex empleada de la empresa de seguridad privada Murata SA, que trabaja con el Gobierno porteño en el Banco Ciudad, en el subte y sumó contratos con la llegada del macrismo al Gobierno nacional. Según la Ley de Financiamiento de los Partidos Políticos, una empresa que trabaja con las administraciones nacional, porteña o provincial no puede aportar a la campaña. La sospecha es que la firma utilizó el nombre de sus empleados para dar su contribución.

 

La mujer explicó al diario Perfil que se enteró porque "googleó el nombre", allí descubrió que era aportante sin haber aportado. La información había aparecido en el Cronista, en una nota sobre aportantes a la campaña de 2015. Al respecto dijo: "Ni siquiera ganaba la mitad de lo que decían que había donado. Hablé con la tesorera de la empresa y le pedí explicaciones. Me negó que ellos hubiesen entregado una lista con nuestros nombres. Había otros 11 compañeros míos en la lista de aportantes”.

 

Osso figuraba como aportante de $95 mil en el primer informe de gastos de las PASO de Cambiemos en 2015; otros $ 30mil a la campaña presidencial de octubre; y $16.500 en las legislativas bonaerenses del año pasado. En aquél entonces, le recomendaron que no iniciara acciones legales, al menos mientras trabajara en la empresa.

 

Osso se fue del país a fines del año pasado, pero descubrió que, nuevamente, su nombre figuraba entre los aportantes de la campaña de Cambiemos. Murata usó a sus empleados para justificar aportes por $480 mil en las PASO de 2015, $330 mil en octubre de ese año y en 2017, seis de ellos, con un aporte total de $100.500 a la campaña en la Provincia.


Osso consiguió la lista oficial de aportantes y logró que la abogada de la empresa se contacte con el dueño de Murata, Roberto Raglewski. “El dueño le admitió que él había dado la lista de los empleados para la campaña y la abogada me lo contó. Le mandó a decir que no era tan grave, que si tenía algún problema con la AFIP que lo llamara y que si los periodistas llamaban les teníamos que decir que habíamos aportado porque apoyábamos a Cambiemos”.

 

Aportantes
Cambiemos
Campaña
Política (Gubernamental)