Guillermo Calvo

 

Guillermo Calvo fue economista en jefe del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y es actualmente director del programa de Gestión de Política Económica de la Universidad de Columbia. Además es un reconocido referente en temas de macroeconomía de mercados emergentes y economías de transición. Y además, fue precursor en prevenir acerca de la crisis del Tequila de 1994 y en estudiar las repentinas crisis económicas por reversión de flujos de capitales en países
emergentes a las que denominó "sudden stop" como la que actualmente atraviesa Argentina.

 

Calvo, vale decirlo, tiene suficientes credenciales para hablar de la actual situación económica y financiera por la que atraviesa la Argentina.

 

De visita por el país, Calvo habló recientemente sobre cómo se activó la crisis cambiaria y la recesión pese a su diálogo abierto con el equipo económico de Macri y sus reiteradas advertencias sobre las Lebacs y la creciente toma de deuda externa. El economista recordó que la economía argentina se enfrenta otra vez a las mismas opciones de Remes Lenicov porque no logra romper con lo que los economistas denominan "la maldición de las materias primas": "A veces pienso que Vaca Muerta es el golpe final para la Argentina", reflexionó.

 

Consultado sobre cuál es su sensación advirtiendo que con toda autoridad ahora puede decirle al Gobierno "Yo se los avisé", dijo Calvo: "No es lindo. Lo hablaba con Carmen Reinhart, con quien trabajamos juntos por muchos años, y cuando empezó a pasar esto, ella me decía: "Pero mirá vos. Tantos años, tanto paper que hemos escrito, algunos son famosos y ¿para qué? ¿para qué sirvió todo esto?". Hubo... no sé. No entiendo por qué pasó esto. No debió haber pasado".

 

Y agregó: "Porque no es que estamos hablando con Kicillof -no quiero hablar mal de él, él tiene otro modelo político y económico en la cabeza-, sino con gente que tiene la misma escuela que uno, hablamos de los mismos modelos y cuando uno les hace una crítica, se las hace refiriéndose a variables que entendían. Así que no entiendo qué hubo... un optimismo que no llego a comprenderlo. yo creo que Federico (Sturzenegger) es un tipo muy optimista: cuando él trabajó con Cavallo estaba a muerte a favor del tipo de cambio fijo y después se puso a muerte a favor del tipo de cambio fluctuante. Y él las cosas las toma con vehemencia. En eso es admirable. Pero también peligroso. Y el Gobierno cuando lo quiso controlar a él ya era demasiado tarde. Y eso quedó muy mal".

 

En el mismo sentido, continuó Calvo: "Esto no debió haber pasado, nosotros les advertimos. Y no es que estamos hablando con Kicillof -no quiero hablar mal de él, él tiene otro modelo político y económico en la cabeza-, sino con gente que tiene la misma escuela que uno y cuando uno les hace una crítica, se las hace refiriéndose a variables que entendían. Así que no entiendo qué hubo... un optimismo que no llego a comprender".

 

En este contexto, dijo sobre el posibkle -y muy factible- escenario económico que se viene: "Me preocupa lo que dijo el ministro (de Haciendo, Dujovne) de que la tasa de interés va a quedar alta el tiempo que sea necesario. Si dura la tasa de interés alta, no dura el ministro. Lamento decirlo. Las presiones políticas van a hacer lo mismo que le pasó a Sturzenegger".