NARCOTRÁFICO

Condenan a Pérez Corradi a 7 años de prisión por importación ilegal de efedrina

La droga era desviada hacia bandas de narcotráfico para la producción de drogas de diseño.
Martes 13 de noviembre de 2018

Ibar Pérez Corradi

El empresario detenido Ibar Pérez Corradi fue hoy condenado a la pena de 7 años de prisión por el tráfico ilegal de efedrina, que era desviada hacia bandas de narcotráfico para la producción de drogas de diseño.


El juicio estuvo a cargo del Tribunal Oral Federal 8, integrado por Nicolás Toselli, Sabrina Namer y Gabriela López, quienes dieron lectura de la sentencia tras dos meses de proceso oral.

 

Al empresario, que está detenido tras haber sido capturado en Paraguay, estaba acusado por la importación de 9.800 kilos a través de la firma Farmacéuticos Argentinos S.A., y luego otros 1.900 kilos a través de Guillermo Ascona.


La sustancia importada era desviada hacia bandas de narcotráfico para fabricar drogas sintéticas: fue así que la efedrina que ingresó al país entre 2004 y 2008 superó por lejos las cantidades necesarias para la industria farmacéutica.


Para comercializar la efedrina se utilizó la Droguería Masterfarm, la cual si bien se encontraba a nombre de Jorge Alberto Ochoa, éste sólo era un presta nombre que no tenía capacidad económica alguna y en cambio se comprobó que el verdadero dueño era Pérez Corradi.

Noticias relacionadas


Ésta es una de las tantas causas que tiene Pérez Corradi vinculada al tráfico ilegal de efedrina, ya que aún la investigación madre en la que están también implicados varios ex funcionarios no tiene fecha de debate.


En aquella otra causa también serán juzgados el ex titular del SEDRONAR Ramón Granero, su entonces segundo Gabriel Abboud, el ex director del Registro Nacional de Precursores Químicos Julio Alberto de Oure, y los hermanos Máximo y Miguel Ángel Zacarías.

Ibar Pérez Corradi
Efedrina
Narcotráfico
Narcos
BAJO INVESTIGACIÓN

Presunto lavado de dinero en Café de los Angelitos: indagarán a viuda e hijo de Pablo Escobar y "Chicho" Serna

La Justicia citó a indagatoria a la viuda e hijo de Pablo Escobar Gaviria y al ex futbolista Mauricio "Chicho" Serna sospechados de participar en el presunto lavado de dinero proveniente del narcotráfico.
Viernes 20 de abril de 2018

 Pablo Escobar, Isabel Santos y Sebastián Marroquín

El juez federal de Morón, Néstor Barral, citó a indagatoria a la viuda e hijo de Pablo Escobar Gaviria y al ex futbolista Mauricio "Chicho" Serna sospechados de participar en el presunto lavado de dinero proveniente del narcotráfico.


El magistrado a cargo del Juzgado Federal en lo Criminal y Correccional N° 3 de Morón citó a María Isabel Santos para el próximo 3 de mayo, al exjugador para el día siguiente, y a Juan Sebastián Marroquín Santos para el 14 de mayo.


En la investigación, según el fallo publicado por el Centro de Información Judicial (CIJ), se determinó que Marroquín Santos y Santos Caballero, habrían prestado una contribución esencial en el lavado de 2.341.164 de dólares y, en la comisión en coautoría de un hecho de lavado de 105.352 dólares.


Según consta en el expediente, la viuda de Pablo Escobar Gaviria, y su hijo, habrían presentado al colombiano José Bayron Piedrahita Ceballos ante el empresario argentino Mateo Corvo Dolcet, y habrían cobrado por ello una comisión.


Esa comisión, que según figura en un documento incorporado a la causa sería del 4,5%, habría resultado del total del dinero que Piedrahita Ceballos invertiría en el proyecto inmobiliario llevado adelante por Corvo Dolcet.


Los fiscales entendieron que Santos Caballero y su hijo, "efectuaron un aporte de carácter esencial para el cumplimiento de los objetivos criminales de Piedrahita Ceballos, siendo ellos quienes operaron de nexo entre los intereses del ciudadano colombiano –blanqueo de capitales de origen ilícito-, y el grupo que a nivel local lideraba Corvo Dolcet, que contaba con una estructura empresarial lícita preparada para la inyección directa de fondos".


Piedrahita Ceballos, presunto jefe de la asociación ilícita, quedó detenido en Colombia en septiembre de 2017 tras un operativo conjunto que se llevó adelante entre las autoridades de Argentina, Colombia y la DEA de Estados Unidos.

Pablo Escobar - docmunetal


El mismo día de la detención del colombiano los investigadores allanaron 34 domicilios, entre ellos el tradicional Café Los Angelitos, ubicado en el barrio porteño de Balvanera, donde se pudo comprobar que varios de los imputados se reunían allí para concretar distintos tipo de operaciones financieras.


En esa causa quedaron imputados Piedrahita Ceballos, Corvo Dolcet, María de los Ángeles Verta, María Gabriela Sánchez, Esteban Adrián Delrio y Antonio Pedro Ruiz, todos ellos acusados por los delitos de "lavado de activos, agravado por ser realizado como miembro de una asociación formada para la comisión continuada de hechos de esa naturaleza".

 

Pablo Escobar - docmunetal


En la ampliación de su indagatoria, Corvo Dolcet explicó que "a Piedrahita me lo presentó María Isabel Santos Caballero", pero no se había referido a ello en su primera declaración porque según él entendió "si esa noche en el marco de mi declaración indagatoria, introducía el nombre de la ‘viuda de Escobar Gaviria’ probablemente nadie saldría excarcelado y el escándalo habría sido aún mayor".


En tanto, del exfutbolita "Chicho" Serna, los investigadores sospechan que con su accionar "también realizó una contribución esencial al delito de lavado de activos" que protagonizaron Piedrahita Ceballos y Corvo Dolcet durante el año 2008, a través de tres propiedades que le compraron al ex mediocampista.


Los pedidos de las tres indagatorias fueron solicitadas al juez Barral por el fiscal federal de Morón Sebastián Basso; el fiscal Gabriel Pérez Barberá, de la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac); y el fiscal Diego Iglesias, a cargo de la Procuraduría de Narcocriminalidad (Procunar).

Isabel Santos
Mauricio Chicho Serna
Lavado de dinero
Café de los Angelitos
Sebastián Marroquin
Narcotráfico
ACCIONAR DE SICARIOS

Triple crimen con sello narco en Rosario: sospechan ajuste de cuentas

El asesinato de tres hombres se produjo en la localidad santafesina de General Baigorria. Hubo una "lluvia de balas" a cargo de sicarios y el hecho tiene todos los ingredientes de una juste de cuentas entre narcos.
Martes 17 de abril de 2018

Triple crimen en Rosario - Sicarios

 

Tres hombres fueron acribillados a balazos cuando arribaban en un auto a una vivienda de la localidad de General Baigorria, cerca de la ciudad de Rosario, y las primeras sospechas apuntan a un brutal ajuste de cuentas.



El triple crimen se produjo ayer, poco antes de las 17:00, frente a una vivienda situada en Liniers al 2.300, de esa localidad.



Las víctimas fueron identificadas como Ezequiel David "Parásito" Fernández, de 38 años; su hermano José Horacio "Grasita" Fernández, de 30, y Gerardo "Abuelo" Abregú, quienes tenían antecedentes policiales.



Los tres hombres, cuando arribaban al domicilio en el que vivían a bordo de un auto Chevrolet Corsa, fueron abordados por un grupo de sujetos que se movilizaban en un Volkswagen Bora gris con vidrios polarizados.



El Bora se colocó detrás del Corsa, bajaron tres hombres y efectuaron una veintena contra los hermanos Fernández y Abregú, los que murieron en el acto por las múltiples heridas de bala recibidas, para luego escapar.



En el hecho tomaron intervención efectivos de la división Homicidios de la Policía de Investigaciones (PDI) 2 de Rosario.



Los efectivos secuestraron un total de 29 vainas servidas de calibre 9 milímetros en el lugar.



La instrucción de la causa quedó a cargo del fiscal Florentino Malaponte.



El instructor señaló que los hombres asesinados tenían "condenas previas por delitos contra la propiedad" y uno de ellos por un "homicidio".



Malaponte sostuvo que hubo "una lluvia de balas" en el lugar y que las víctimas no eran conocidas de los vecinos, aunque algunos sabían que una de ellas "alquilaba un departamento".



El fiscal, pese a los antecedentes previos, dijoque no puede "aventurar" un móvil para el triple crimen.



Los hermanos Fernández habían estado detenidos al ser implicados en una causa por secuestro, de la que fueron finalmente sobreseídos.



El abogado, Ariel González Zeballos, que representó a los hermanos en esa ocasión advirtió, en declaraciones reproducidas por el sitio del diario La Capital, que en los atacantes "existía una clara intención de que nadie saliera con vida de ese auto".



"Podríamos hablar de una emboscada, de un pase de factura o una devolución. Las hipótesis pueden ser muchas. Pero es demasiado apresurado dar una opinión", añadió.

Triple crimen
Sicarios
Ajuste de cuentas
Narcos
Tiroteo
Inseguridad
Violencia