PRESENTÓ CONCURSO DE ACREEDORES

Vicentin suspendida como operadora de granos por la Bolsa de Rosario

La medida es una consecuencia directa de la presentación de concurso preventivo que hizo la empresa con el objetivo de abrir una negociación con sus acreedores.
Miércoles 12 de febrero de 2020

Empresa alimenticia VicentinLa empresa Vicentin.

La Bolsa de Comercio de Rosario suspendió a la cerealera Vicentín como operadora del mercado de granos. La medida es una consecuencia directa de la presentación de concurso preventivo que hizo Vicentín con el objetivo de abrir una negociación con sus acreedores.

 

La empresa jaqueada por una deuda que supera los 1.300 millones de dólares, pidió a la Justicia la apertura del concurso preventivo de crisis, aunque prometió "defender" las fuentes de trabajo e intentar evitar la quiebra.

 

La suspensión debería continuar hasta que la empresa cierre un acuerdo con sus acreedores. De todas formas, Vicentín ya estaba virtualmente a un lado del mercado porque sus proveedores agropecuarios hace rato dejaron de entregarle mercadería ante el incumplimiento en los pagos.

 

Noticias relacionadas

La empresa formuló este pedido a dos meses de haber entrado en default por "estrés financiero", y su definición quedó en manos del Juzgado de Primera Instancia Distrito 4 en lo Civil y Comercial de Reconquista, en la provincia de Santa Fe.

 

La semana pasada, la empresa rosarina Gagliardo Agrícola Ganadera había presentado el primer pedido de quiebra contra Vicentin.

 

Ahora, en un comunicado, la cerealera -principal exportadora de aceite y harina de soja argentinos- señaló que la decisión de pedir el concurso preventivo apunta a "perseguir sin descanso, aún en este contexto, sus objetivos prioritarios de defender sus fuentes de trabajo, rehabilitar su operatoria industrial y comercial, y concretar una restructuración de sus pasivos en condiciones y términos que sean mutuamente fructíferos para acreedores y para la empresa".

 

"Insistimos en que no se abandonarán los pasos ya dados para alcanzar la culminación del plan de acción delineado en el comunicado del 5 de febrero de 2020, a cuyo fin Vicentin se propone continuar trabajando con sus proveedores y productores granarios sobre la base de las condiciones ya planteadas", añadió.

 

Además, dijo que seguirá "manteniendo las conversaciones avanzadas con el Banco de la Nación Argentina y demás Instituciones Oficiales y con el resto de las Instituciones Financieras, todo ello con el objeto de llegar a un acuerdo general apoyado en un plan de negocios sustentable sobre esas bases y en el marco de este nuevo contexto".

 

La deuda de Vicentin es de US$ 1.350 millones, de los cuales unos US$ 1.000 millones son con los bancos y, otros US$ 350 millones con empresas del sector agrícola.

 

El Banco Nación es el principal acreedor de la empresa, con $ 18.000 millones, seguido por el Provincia con $ 1.600 millones y el Banco de Industria y Comercio Exterior (BICE), con $ 5 millones.

 

Vicentin
Concurso de acreedores
Quiebra
Empresa
NEGOCIOS

Lime, empresa de monopatines eléctricos, se va del país

La compañía estadounidense levanta su operación en diez ciudades del mundo, entre ellas Buenos Aires. Había desembarcado hace pocos meses pero las sucesivas devaluaciones complicaron el negocio.
Jueves 9 de enero de 2020

Empresa de monopatines LimeEmpresa de monopatines Lime

Lime, una de las cuatro compañías que están ofreciendo el servicio de alquiler de los monopatines eléctricos en nuestro país, anunció que abandonará Buenos Aires en una decisión que también alcanza a otras ciudades de la región.

 

"Desafortunadamente, tomamos la difícil decisión de cerrar las operaciones de Lime en Buenos Aires y cerrar el mercado en las próximas semanas. Esto significa que las scooters Lime ya no estarán disponibles para alquilar en los próximos días", informó la empresa a sus usuarios.

 

Y completó: "Cualquier saldo restante en su billetera Lime se puede usar en cualquier ciudad donde operamos. También puede solicitar un reembolso a través del sitio".

 

Según fuentes del sector, la decisión podría estar basada en las sucesivas devaluaciones, que elevaron el precio de los monopatines en moneda local (cuestan US$600 dólares en promedio) y la escasa demanda al estar disponible sólo en pocos barrios.

 

Pero en realidad se trata de un ajuste para mejorar sus números financieros. De hecho, el recorte también comprende otras ciudades latinoamericanas: Bogotá (Colombia), Montevideo (Uruguay), Lima (Perú), Puerto Vallarta (Chile), Río de Janeiro y San Pablo (Brasil). Y las ciudades estadounidenses de Atlanta, Phoenix, San Diego y San Antonio.

 

De esta forma, en la ciudad de Buenos Aires sólo quedan operativos Movo y Glovo Go, del holding español MaxiMobility; y Grin, la startup mexicana que mantiene una alianza con Rappi.

Monopatines eléctricos
Empresa
LÍDER EN SU RUBRO

La cadena Garbarino, a la venta: el fondo Inverlat es el principal interesado

La cadena cuenta con 200 locales entre los de su propia marca y Compumundo. El fondo, cuyos socios son Carlos Giovanelli, Guillermo Stanley y Damian Pozzoli, aparece como principal interesado.
Martes 7 de enero de 2020

GarbarinoEmpresa Garbarino

La cadena Garbarino está a la venta y su principal interesado es el fondo Inverlat, que tiene en su porfolio empresas como Havanna.

 

El fondo llega para quedarse en un negocio que está directamente relacionado con la marcha del consumo interno.

 

La cadena de venta de electrodomésticos se debatió en estos últimos años en cómo pagar una deuda millonaria con tasas de interés insoportables y sin generar recursos por la brutal caída de la demanda.

 

Garbarino cuenta con 200 locales entre los de su propia marca y Compumundo. Posee un plantel de 4.500 empleados y una planta con tecnología de punta para ensamblar en Tierra del Fuego productos con la licencia Samsung.

 

El último agosto la cadena logró un acuerdo para restructurar sus pasivos de $4.400 millones. El 85% quedó en manos de los bancos Galicia y Santander que tomaron las acciones de la empresa y un mandato de venta como garantía.

 

Tras varias negativas de compra, apareció con fuerza el fondo Inverlat, cuyos socios son Carlos Giovanelli, Guillermo Stanley y Damian Pozzoli.

 

Ante la consulta acerca de cuál es el precio que está dispuesto a pagar Inverlat por la cadena, se señala que está directamente relacionado con el monto de la deuda, aunque confían en una quita de esos pasivos y la reactivación de la economía, con un repunte del consumo interno.

Empresa
Garbarino
Electrodomésticos