Subtes - boleto Ciudad de Buenos AiresParo de subtes

Las seis líneas de subtes y el Premetro se vieron paralizadas por una medida de fuerza que llevaran adelante los metrodelegados ante la supuesta negativa de Metrovías para nombrar personal en boleterías de nuevas estaciones, algo que la compañía niega.

 

La retención de tareas fue entre las 13 y las 17, ante el fracaso de las negociaciones entre la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP) y la empresa concesionaria del servicio de transporte.

 

La medida de fuerza fue en reclamo del "nombramiento del personal correspondiente para trabajar en las boleterías de Catalinas y Correo Central Norte y exigiendo que se mejoren las condiciones de seguridad en todo el ámbito laboral".

 

Noticias relacionadas

"Lamentablemente nos vemos obligados a adoptar esta actitud, luego del fracaso de una serie de audiencias en la Subsecretaria de Trabajo de la Ciudad tras las cuales Metrovías y SBASE continúan incumpliendo el acta acuerdo de 2013, que establece los planteles mínimos del personal de Estaciones y no dando respuesta alguna respecto de las condiciones de inseguridad en las que trabajamos cotidianamente", manifestaron los metrodelegados.

 

Asimismo, advirtieron que respecto a la posibilidad de "profundizar las medidas de autodefensa la próxima semana".

 

En tanto, la empresa concesionaria consideró que se trata de una "medida injustificada" y afirmó que "la dotación de la línea E se encuentra completa con las necesidades operativas".

 

"Con la apertura de las tres nuevas estaciones (Correo Central, Catalinas y Retiro) de la Línea E se generaron más de 120 nuevos puestos de trabajo y se promovieron más de 100 colaboradores de la compañía", aseguró la compañía a través de un comunicado.

 

Y concluyó: "En virtud de esta irregular situación y esta nueva medida de fuerza, Metrovías efectuará las denuncias correspondientes para dar intervención a las autoridades competentes y eventualmente, aplicará las sanciones que correspondan a aquellos trabajadores que obstaculicen o directamente impidan, el normal funcionamiento del servicio".