A TRAVÉS DE UN INFORME

El FMI aseguró que "será necesario un alivio sustancial" en la deuda argentina

El Fondo Monetario Internacional emitió un comunicado en el que sugirió despejar vencimientos por entre U$S55.000 millones y U$S85.000 millones en la próxima década.
Viernes 20 de marzo de 2020

Martín Guzmán y Kristalina GeorgievaKristalina Georgieva y Martín Guzmán

El Fondo Monetario Internacional (FMI) sostuvo que "será necesario un alivio sustancial" en la deuda que la Argentina mantiene con los acreedores privados, para "restablecer la sostenibilidad" de esos pagos.

 

"El alivio en el servicio de la deuda en moneda extranjera que como mínimo se requiere depende del marco macroeconómico asumido, así como de las condiciones financieras en las que Argentina puede cumplir con sus obligaciones con los acreedores oficiales para el período 2021-24", indicó el FMI en un reporte técnico distribuido este viernes.

 

El acuerdo de reestructuración de deuda que Argentina eventualmente alcance con sus acreedores privados deberá reconocer que el país no tiene "margen para pago de deuda en moneda extranjera en corto y mediano plazo", dijo el Fondo Monetario Internacional (FMI) en un comunicado.

 

Noticias relacionadas

El organismo, que negocia con el país el pago de un crédito por 44.000 millones de dólares, dijo que después de una expansión fiscal que realizó el Gobierno para enfrentar la pandemia del coronavirus, prevé que Argentina registre un superávit fiscal primario de 0,8% del PIB en 2023 y un 1,3% del PIB en el largo plazo.

 

"El riesgo principal a corto plazo se relaciona con un impacto negativo más fuerte y prolongado de lo previsto de la pandemia del coronavirus, con efectos aún más adversos sobre la economía global y la Argentina", dijo el FMI.

FMI
Acuerdo con FMI
Kristalina Georgieva
Martín Guzmán
RENEGOCIACIÓN DE DEUDA

Deuda: Gobierno presentará su propia oferta y prorrogaría plazo para seguir negociando

Culminaron los acuerdos de confidencialidad. Economía divulgará a la brevedad los cambios propuestos. Si no hay avances en los próximos días, podrían presentar la enmienda a la SEC de todas maneras.
Miércoles 17 de junio de 2020

Alberto Fernández y Martín Guzmán, AGENCIA NAAlberto Fernández y Martín Guzmán. NA.

Luego de varias diferencias de importancia aun entre los acreedores y el Gobierno, se han caído los acuerdos de confidencialidad prorrogados ayer y el Ministerio de Economía divulgará en breve las mejoras que le hizo a la última oferta, que llevan el valor a USD 50 y que podría ser superior con el cupón atado a las exportaciones.

 

Las negociaciones quedaron frenadas en las últimas horas y los acreedores decidieron no seguir extendiendo los NDA –acuerdos de confidencialidad–, por lo que una opción es que el Gobierno presente la enmienda el próximo lunes o que pueda haber una nueva prórroga del plazo de la oferta si los comités de bonistas avanzan con algún gesto en las próximas 48 horas, aseguraron fuentes oficiales.

 

En el Gobierno afirman que ya se concretaron varios esfuerzos para mejorar la última propuesta, que tenía un valor de USD 47 y que fue analizada por el Fondo Monetario Internacional (FMI), y que ahora se tienen que mover los acreedores. De acuerdo a fuentes oficiales, las diferencias todavía siguen siendo importantes y hay muchas internas no sólo entre los grupos de bonistas, sino entre los propios miembros de cada comité. También aseguraron que aunque muchos fondos están cerca del punto de acuerdo, “Blackrock, el fondo que lidera el grupo Ad Hoc, sigue entorpeciendo la negociación”.

 

Como fuera, la oferta base no tiene más margen de ser mejorada, por lo que Economía no se moverá de los USD 50 por cada USD 100 nominales, admiten en el Gobierno. Es la cifra avalada también por el FMI en sus análisis de sustentabilidad. En lo que sí podría haber alguna mejora es en el instrumento contingente, que en este caso es el cupón atado a las exportaciones. Hoy, tal como lo diseñó el equipo del ministro Martín Guzmán, esta propuesta le sumaría unos USD 2 al valor presente neto de la oferta.

 

“Dado que se llegó a una instancia en la que no se renuevan los NDA, la República mostrará el ajuste que hizo y todos los inversores van a ver la oferta, que es lo que se hace cada vez que finalizan estos acuerdos de confidencialidad, que se firman sólo con algunos fondos”, manifestó una fuente cercana a la negociación.

 

Si durante las jornadas venideras no hay movimiento por parte de los acreedores, el Gobierno presentará la nueva propuesta de todos modos ante la Securities & Exchange Commission (SEC) y el final del canje será incierto. Pero la jugada del equipo económico es volver a apurar a los bonistas para que hagan un último movimiento y se acerquen finalmente a lo propuesto por la Argentina.

 

“Si hay señales de ellos, se puede hacer una extensión corta, como fue la última, y luego presentar la enmienda, pero consensuada. El gesto esperado podría ser o una nueva contrapropuesta o una declaración de apoyo a la nueva oferta argentina, aseguran en el Gobierno. De volver a prorrogar el plazo de la oferta vigente, sería la quinta extensión.

 

Desde el lanzamiento de la primera oferta, el 21 de abril, las partes se fueron acercando gradualmente, pero todavía había una diferencia de unos USD 4 respecto de la oferta base, sin contabilizar lo que podría sumarle el cupón atado a las exportaciones. Lo cierto es que los plazos se fueron dilatando demasiado, aseguran en el mercado, y ello podrá generar otras complicaciones. ¿Qué sucederá este jueves, por ejemplo, con las licitaciones de los títulos en pesos para poder hacer frente, la semana próxima, al vencimiento de $130.000 millones del BOPOMO?, se preguntan algunos analistas.

Deuda
Bonistas
Martín Guzmán
Ministerio de Economía
RENEGOCIACIÓN DE DEUDA

Gobierno extenderá acuerdos de confidencialidad con bonistas y presentará nueva oferta el lunes

Vencían por la tarde de este martes. Se prorrogarán hasta este viernes, fecha de vencimiento de la oferta que está en vigencia. Siguen negociando y preparan presentación de la enmienda ante la SEC.
Martes 16 de junio de 2020

Martín Guzmán, AGENCIA NAMinistro de Economía, Martín Guzmán. NA.

El Gobierno Nacional y los acreedores trabajan contra reloj para concluír la negociación y poder presentar, entre viernes y lunes temprano, frente a la Securities & Exchange Commission (SEC) la nueva oferta para reestructurar USD 66.500 millones emitidos bajo ley extranjera.

 

Fuentes oficiales manifestaron que la idea es la de prorrogar estos NDA -non disclousure agreements- por tres días -ya que vencían este martes- para poner final a la brecha que aún existe con los comités de bonistas y poder presentar una enmienda que tenga garantizado un determinado nivel de aceptación. Entre los tres grupos de acreedores, agrupan cerca del 40% de las tenencias, pero en Economía consideran que si se llega a una propuesta de consenso con ellos, luego arrastrarían al resto. O al menos a una parte de estas.

 

“Es una posibilidad si se da el escenario deseable de lanzar la enmienda a la oferta el viernes 19”, respondió una fuente del Gobierno ante la consulta sobre la posible extensión de los acuerdos de confidencialidad. El ministro de Economía, Martín Guzmán, tratará de alcanzar el acuerdo, pero si no lo consigue, es más probableque presenten la enmienda de igual manera que una nueva extensión del plazo. Pero no se descarta, de todos modos, una nueva prórroga. El tiempo no está a favor del Gobierno, ya que si bien siguen las negociaciones, tiene un episodio de default en su haber.

 

El ministro Guzmán manifestó ayer que continúan negociando con los acreedores y que hasta ahora ningún bonista declaró a la Argentina en default. De todas maneras, las discusiones no serán eternas. En el mercado especulan con que el Gobierno presentará la enmienda pero que no llegarán a las mayorías que exigen las Cláusulas Colectivas (CACs), por lo que quedarán holdouts, y que, eventualmente, la Argentina podría realizar más adelante una oferta superadora.

 

Algo concreto es que si bien el Gobierno pretende acordar con los acreedores, no está dispuesto a presentar una propuesta que valga más de USD 50 por cada USD 100 nominales. Lo que ofreció como instrumento contingente para intentar cerrar la brecha fue el cupón atado a las exportaciones, que elevaría la oferta unos dos puntos adicionales, pero todavía no está cerrado el acuerdo.

 

De acuerdo a lo informado por la agencia Bloomberg en las últimas horas, los grupos de acreedores Ad Hoc Bondholder Group y Exchange Bondholder Group presentaron una nueva propuesta durante el fin de semana en la que aceptan pérdidas de entre un 44% a un 46% sobre la base del valor presente neto (VPN).

 

Y en esa alternativa, repitieron la necesidad de un incentivo vinculado al PBI de la Argentina, basado en cifras del Fondo Monetario Internacional, en lugar de relacionarlo a la evolución de las exportaciones agropecuarias. Si bien se acercaron las posiciones, todavía queda una diferencia que no logra conciliarse. En el Ministerio de Economía sostienen que no sólo surgen diferencias entre los distintos grupos de acreedores, sino también entre miembros de un mismo comité, lo que dificulta aún más la negociación.

 

Guzmán destacó también ayer en una entrevista que la oferta hecha a los acreedores se hizo pensando en la sostenibilidad, de forma tal de que lo que se firme pueda ser pagado. Hicimos una oferta pensando en la sostenibilidad: lo que Argentina quiere es redefinir sus compromisos de una manera que pueda cumplir. "Hemos avanzado en el proceso de normalización de las tasas de interés, y queremos reducir el valor, que es, en promedio, 7,5% en dólares, a algo que podamos sostener. Hubo una parte de los acreedores que siguieron, y una parte que no lo hizo, y la negociación continúa”, comentó Guzmán.

Deuda
Bonistas
Martín Guzmán