Informe sobre accidentes víales - 2018

Al menos 147 personas murieron en siniestros viales en 2018 en la ciudad de Buenos Aires, donde creció un 5% la cantidad de peatones fallecidos por accidentes con respecto al año anterior, informó el Observatorio de Seguridad Vial de la Ciudad (OSV) al presentar el último informe estadístico.

 

"Ninguna muerte en siniestros de tránsito es aceptable, menos en una ciudad. Son cosas no buscadas y evitables. Nadie sale a la calle a manejar y matar a alguien, pero la falta de conciencia sobre el riesgo que representa el infringir ciertas normas lleva muchas veces a esto", aseguró Paula Bisiau, subsecretaria de Movilidad Sustentable y Segura.

 

El número de víctimas fatales en 2018, que fue de 147, mostró un incremento del 5% respecto del 2017, cuando fueron 140; mientras que en 2016 fueron 146 y en 2015, 153.

 

Noticias relacionadas

"La tasa de víctimas fatales cada 100.000 habitantes es de 5,2. Es baja para las ciudades latinoamericanas pero todavía tenemos un largo recorrido para llegar a las ciudades europeas", explicó Adriana Jakovcevic, gerente operativa del OSV y agregó que "la tasa se mantiene estable a lo largo de los años", ya que en 2015 fue de 5,4; en 2016 de 5,2 y en 2017 de 4,9.

 

Las principales víctimas fueron los peatones seguidos de los motociclistas. Los peatones representaron el 44% de las muertes, los motociclistas 38%, los ocupantes de auto 12% y ciclistas 2%; de este modo, el 84% de los fallecidos fueron usuarios vulnerables de la vía.

 

La cantidad de motociclistas que murieron se mantiene estable (fue de 56 en 2017 y 2018), mientras que los ocupantes de automóvil bajó un 24% respecto de 2017 (bajó de 25 a 19), recuperando el valor promedio.

 

En tanto, se observó un incremento del 25% de los peatones fallecidos respecto del promedio 2015-2017: de 48 en 2017 se pasó a 65.

 

"Este patrón se observa en todas las ciudades del mundo porque son los más vulnerables, no tienen carrocería que los proteja. Los peatones y los motociclistas forman la mayor parte de las muertes en entornos urbanos", explicó Jakovcevic.

 

Las interacciones que explican mayores accidentes son los peatones y el transporte público, con casi el 20%, seguido por motos con camiones 13,5%; motos con autos 12%, y peatón-automóvil casi el 10%.

 

Los viernes, sábado y domingo tienen la mitad de los siniestros viales en la Ciudad, mientras que el horario más común es la noche y la madrugada.

 

"Son los días con menor flujo de tránsito y hay mayor propensión al exceso de velocidad, que está presente en 6 de cada 10 de los accidentes fatales", precisó Jakovcevic, y agregó que "cada error a alta velocidad puede costar la vida".

 

La comuna 1, 4, 7 y 9 son las que más accidentes presentaron el año pasado, mientras que la avenida General Paz es la que tiene la tasa más alta de accidentes fatales, ya que explica 1 de cada 10 víctimas fatales en la Ciudad.

 

"Estamos colocando seis cámaras para controlar la velocidad en la avenida General Paz que van a empezar a funcionar en un mes", informó Bisiau.

 

En 2018, en avenidas hubo el 61,9% de las muertes; 19,73% en calles, 10,88% en la General Paz y 7,48% en autopistas.

 

Siete de cada 10 víctimas fatales fueron de sexo masculino, es decir, 110 varones y 37 mujeres el año pasado.

 

Seis de cada 10 personas que perdieron la vida en siniestros viales tenían entre 15 y 34 años.

 

"Esto es gravísimo, es la principal causa de muertes en jóvenes", se lamentó Bisiau.

 

"En 2017 vimos que los motociclistas eran los actores más vulnerables, por eso empezamos trabajar específicamente en ese grupo con los 40 puestos de controles que hay por día la Ciudad".

 

De este modo, se aumentó de 17 mil a más de 300 mil los controles anuales a motociclistas en Buenos Aires.