Analía FranchínAnalía Franchín.

Analía Franchín tomó los recaudos necesarios para evitar contagiarse dengue mientras estuvo en Buenos Aires, pero en septiembre del año pasado tuvo que viajar a Miami y volvió a la Argentina con la enfermedad.


Sentía un dolor de cabeza terrible, como si me estuvieran apretando con una prensa. Tenía los ganglios muy inflamados y el malestar en el cuerpo era insoportable. Tenía que irme para Estados Unidos sí o sí y con el desastre del huracán Dorian estaba lleno de mosquitos. Es muy raro porque allá, como hay muchos pantanos, siempre fumigan", explicó.

Noticias relacionadas

 

Además contó que tenía los glóbulos blancos muy altos y que le dieron antibióticos, pero que los resultados para saber si tenía dengue tardaron entre 7 y 10 días. Lo que le generó alivio fue tomar mucho líquido y utilizar un casco de hielo que calma el dolor de cabeza.

 

"No me quedó ninguna secuela por suerte. Pero si van a mi auto verán que tengo repelente, porque me dijeron que si me pica de nuevo la cosa se complica. Eso es grave", dijo.

 

El Ministerio de Salud informó que en el país hay 680 casos de dengue autóctono en 13 jurisdicciones y 156 de sarampión.