Noticias relacionadas

 

Duran DuranDuran Duran, la banda que fue un éxito en los 80.

Las canciones de los 80 como 'Love Will Tear Us Apart' de Joy Division, 'Call Me', de Blondie, 'It's a Sin', de los Pet Shop Boys, 'Freedom' de Wham! o 'Wind Beneath My Wings' de Bette Midler, entre muchas otras pueden servir de terapia en momentos de alta tensión

 

La música resulta ser un efecto relajante y que permite evadirse de problemas. Y si es la música de los 80 pues ya lo tienes todo. Un estudio de una de una clínica de cirugía estética internacional llegó a la conclusión de que dicha música ochentera hace vivir con más calma interior. Y la de esa generación provoca menos probabilidades de sufrir episodios de ansiedad o estrés.

 

"Estos éxitos del pop afincados en la década de 1980 podrían inducir en las personas una especie de nostalgia positiva, y sus sonidos alegres y festivos podrían ayudar a la segregación de endorfinas y serotonina en el cerebro, lo que aumenta sus sentimientos de calma y felicidad", detalla componentes de este estudio a 'The New York Post'.

 

La música es fuente de felicidad, sobre todo para los más melómanos, pero dentro de ella hay múltiples géneros y estilos que varían en torno a lo que queremos escuchar y su relación con nuestro estado de ánimo.

 

El estudio entre 18 y 65 años: reduce presión arterial un 96%. De hecho, ese estudio pidió a 1.540 voluntarios de 18 a 65 años que completaran una encuesta en base a una serie de pruebas de estrés mental. En ellas, se les puso una lista de reproducción de Spotify que incluía varios géneros de música, como por ejemplo las eternas baladas del rock de los sesenta, los himnos rockeros de los setenta y el R&B de los noventa.

 

Las baladas pop de los años 80 las que resultaron más relajantes para los oídos de los participantes. Tanto es así, que se percibió una disminución de la presión arterial entre el 96% de los voluntarios, así como un descenso de la frecuencia cardíaca en el 36%.